Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Burberry y Boohoo también detienen los envíos a Rusia

“Nuestra prioridad es apoyar a nuestro equipo y a nuestros socios, especialmente en Ucrania y Rusia”, señalan desde Burberry. A las compañías se suman los grandes almacenes Marks&Spencer y Puma.

Modaes

3 mar 2022 - 16:36

Burberry y Boohoo también detienen los envíos a Rusia

 

 

La moda continúa reaccionando a la guerra. Burberry, Boohoo, Puma y Marks&Spencer son las últimas compañías de moda que han declarado que suspenderán parcial y temporalmente sus operaciones en el mercado ruso.

 

La histórica compañía británica de lujo ha declarado que “nuestra prioridad es apoyar a nuestro equipo y a nuestros socios, especialmente en Ucrania y Rusia” y ha detenido tamporalmente sus envíos a Rusia, según Business of Fashion. Además, Burberry hará una donación al British Red Cross Ukraine Appeal.

 

Por su parte, Boohoo, plataforma de venta de moda online, suspendió sus ventas a Rusia el mismo día de la invasión, según ha declarado hoy, añadiendo que está “profundamente consternada por los trágicos eventos en Ucrania”. Boohoo genera menos del 0,1% de sus ventas totales en el mercado ruso.

 

Los grandes almacenes británicos Marks&Spencer han suspendido los envíos a sus franquiciados turcos que distribuyen en Rusia y han calificado la guerra de “crisis humanitaria”. La compañía también donará 1,5 millones de libras (1,8 millones de euros) a Unicef para el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) y ha enviado 20.000 unidades de ropa de abrigo para los afectados por valor de medio millón de libras (600.315 euros).

 

 

 

 

La alemana Puma, por su parte, detuvo sus envíos a Rusia ayer, aunque sus cien tiendas en el país se mantienen abiertas. El grupo de moda y equipamiento deportivo genera menos del 5% de su cifra de facturación en Rusia y Ucrania.

 

H&M anunció ayer el cierre de todas sus tiendas en Rusia, su sexto mayor mercado. La compañía sueca suspendió todas sus ventas en el país, tanto a través del canal online como en su red física, compuesta de 168 establecimientos.

 

“El grupo H&M está profundamente preocupado por los trágicos acontecimientos en Ucrania y estamos con todo el pueblo que está sufriendo”, declaró la compañía en un comunicado compartido ayer.

 

Bestseller y Asos también han tomado medidas similares en las últimas horas, aunque con declaraciones más contundentes: el primero instó a otras compañías y organizaciones a “asumir la responsabilidad que puedan”, mientras que el segundo aseguró que vender en Rusia no es “ni práctico ni correcto”.