Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Richemont cierra un ejercicio histórico y catapulta su beneficio un 61% en 2021

La compañía suiza ha registrado unas ventas de 19.181 millones de euros en el ejercicio, un 46% más. Según Johann Rupert, presidente de Richemont, el crecimiento de la empresa en el periodo se ha visto impulsado por las ventas en América y los ingresos procedentes del retail.

Modaes

20 may 2022 - 10:20

Tienda Panerai

 

 

Richemont catapulta sus ventas. El conglomerado suizo de lujo ha cerrado el ejercicio 2021, finalizado el pasado 31 de marzo, con unas ventas de 19.181 millones de euros, lo que ha supuesto un incremento en su facturación del 46% frente al ejercicio anterior. Respecto a 2019, la compañía ha registrado un alza del 34,7%.

 

En el periodo, Richemont situó su beneficio neto en 2.079 millones de euros, un 61% más que en 2020. “La presión por la inflación y los cierres temporales de las tiendas debido a las medidas restrictivas relacionadas con la pandemia se vieron compensadas por la recuperación de la economía hasta febrero de 2022”, ha explicado Johann Rupert, presidente de Richemont, en un comunicado.

 

“Las ventas en 2021 han alcanzado un máximo histórico, logrando un crecimiento a dos dígitos liderado por los ingresos procedentes del retail y el continente americano”, ha proseguido Rupert. En el ejercicio, las ventas en Asia Pacífico registraron un incremento del 32% y los ingresos procedentes de China crecieron en un 20%, mientras que las ventas del continente americano se catapultaron un 79%.

 

En comparación con el ejercicio anterior, “la sólida base de en Europa compensó al turismo moderado, suponiendo un incremento de las ventas en la región del 51%, mientras que las ventas en Oriente Próximo y África crecieron a un ritmo similar, superando a Japón, el cuarto mayor mercado para el grupo, que creció un 28%”, ha apuntado el directivo.

 

 

 

 

En 2021, las ventas directas al consumidor, incluyendo tiendas propias y el canal digital, registraron un alza del 76%. Sólo las ventas procedentes del canal online crecieron un 27%. En paralelo, las ventas en el multimarca se recuperaron respecto al ejercicio anterior, con un incremento del 46%, y debido al “regreso de los eventos de alta joyería”.

 

Sólo las marcas Buccellati, Cartier y Van Cleef&Arpels registraron unas ventas conjuntas de 11.000 millones de euros y el margen operativo alcanzó el 34,3%, 3,3 puntos enteros más que en 2020. Además, las ventas procedentes de las marcas de joyería, entre las que se incluyen Panerai, Piaget o Vacheron Constantin, registraron un repunte en sus ventas del 53%, hasta 3.400 millones de euros, superando casi todas ellas los niveles previos al estallido de la pandemia.

 

La división del grupo que engloba empresas de moda como Alaïa, Chloé o Montblanc, también registró un crecimiento del 53%, impactadas positivamente por los nuevos directores creativos en las tres firmas, así como las aportaciones de la empresa belga de marroquinería Delvaux, que fue adquirida en junio del año pasado.

 

En la presentación de resultados, Richemont también ha destacado que, tras la próxima junta de accionistas, su consejo se verá reducido a 16 miembros tras la salida de los consejeros independientes Alan Quasha, Gary Saage, Jan Rupert y Ruggero Magnoni.