Back Stage

Adidas reclama ocho millones a Thom Browne por el uso de las icónicas rayas

El conflicto estalló en 2018, cuando la empresa de lujo firmó un acuerdo de patrocinio con FC Barcelona. Las compañías se vieron las caras en los juzgados el pasado martes, en el Tribunal del Distrito Sur de Manhattan.

Adidas reclama ocho millones a Thom Browne por el uso de las icónicas rayas
Thom Browne utiliza el motivo de las rayas en sus prendas desde su fundación en 2001 y, aunque en un comienzo lo habitual en sus prendas eran tres rayas (como las de Adidas), la compañía las cambió en 2007 a cuatro, presionada por el grupo alemán.

Modaes

4 ene 2023 - 11:16

Adidas saca las garras. El grupo alemán de distribución de moda y equipamiento deportivo acudió el pasado martes a los tribunales para enfrentarse a Thom Browne, alegando que la compañía estadounidense de lujo se ha beneficiado del uso de las emblemáticas rayas de Adidas, parte registrada de su marca.

 

Las empresas se vieron las caras ayer en el Tribunal del Distrito Sur de Manhattan, donde el equipo legal de la empresa alemana demandó un monto de 867.225 dólares por daños y perjuicios (lo que la compañía argumenta que habría recibido en royalties si las marcas hubiesen lanzado una colaboración), además de siete millones de dólares por los beneficios que Thom Browne ha generado con la venta de prendas de ropa y calzado con rayas.

 

Adidas introdujo el uso de sus icónicas tres rayas en la década de los años 1940 y se convirtió en parte registrada de su marca para el uso en Estados Unidos en 1952. Este estampado genera unas ventas de 3.100 millones de dólares para la compañía anualmente, según sus propios cálculos, y la empresa invierte cerca de trescientos millones de dólares en publicidad para su difusión.

 

 

 

 

Thom Browne utiliza el motivo de las rayas en sus prendas desde su fundación en 2001 y, aunque en un comienzo lo habitual en sus prendas eran tres rayas (como las de Adidas), la compañía las cambió en 2007 a cuatro, presionada por el grupo alemán.

 

Con todo, la empresa de moda deportiva alega que el estampado continúa siendo demasiado similar al suyo, lo cual, combinado con el estilo sporty de las prendas de Thom Browne, puede llevar a confusión entre los consumidores.

 

La batalla legal entre los operadores de moda se remonta a 2018, cuando la empresa estadounidense firmó un acuerdo con FC Barcelona para proveer sus prendas fuera del campo, con un diseño que incluía dos franjas verticales. Adidas presentó entonces oposición a la solicitud ante la Oficina de Marcas de la Unión Europea y buscó negociar un nuevo acuerdo con la marca diez años después de que el grupo de moda de lujo cediese por primera vez ante el gigante deportivo.

 

Thom Browne no es competidor de Adidas, somos diseño de lujo y Adidas es una marca deportiva”, declaró el abogado de la compañía estadounidense en el tribunal, añadiendo que el uso de las franjas en prendas deportivas es anterior al grupo alemán. “Adidas se ha dormido y ahora ya es tarde para rectificar”, sentenció el representante de Thom Browne. El juicio durará dos semanas.