Líder en información
económica del negocio
de la moda

Tendencias

Bread&Butter oculta sus cifras

10 jul 2009 - 00:00

El presidente del salón de moda urbana, Karl Heinz-Müller, explica en un comunicado que no van a volver a dar cifras de visitantes porque no las consideran relevantes. "Es prioritaria la calidad de los expositores y la de los visitantes y es en lo que continuaremos trabajando", subraya. Bread&Butter, que se celebró del 1 al 3 de julio en las instalaciones del antiguo aeropuerto Tempelhof de Berlín, no ha conseguido movilizar el mismo grueso de participantes que cuando estaba en Barcelona, pero esto no parece preocupar a los organizadores. Heinz-Müller afirma que esta edición ha obtenido "un resultado brillante" y apunta que ha sido "un auténtico éxito".Esta edición tuvo menos marcas expositoras, fueron 550, y menos visitantes que en las últimas ediciones, pero su presidente la califica como "la mejor que he celebrado". "El regreso a Berlín ha sido la decisión correcta en el momento adecuado. En Barcelona, Bread&Butter ganó un gran peso internacional, que ahora traemos de vuelta", asegura. En este sentido, cree que la nueva ubicación ha tenido muy buena acogida, que llenaron los hoteles de la ciudad y que la calidad de los visitantes ha aumentado porque han sido más estrictos en los controles de acceso. Heinz-Müller explica que ahora lo que les preocupa es la calidad de los visitantes más que la cantidad y especifica que "gracias a un escáner de datos, cada uno de nuestros expositores puede medir, controlar y analizar su propio resultado". Hace hincapié en que el Bread&Butter es la mayor feria que se celebra en su segmento de mercado y que los que participan saben que vienen las mejores marcas y los mejores compradores.También ha destacado la internacionalidad de esta edición, en la que sólo un tercio de los visitantes era alemán; el resto procedían, en su mayoría, de Italia, Países Bajos y Gran Bretaña. A los que más ha beneficiado la celebración del Bread&Butter en Berlín ha sido a Premium, el salón de moda urbana de gama alta, y la pasarela de la ciudad, la Berlin Fashion Week. Premium, aunque ya estaba muy bien posicionado en el calendario ferial, ha registrado una cifra récord de visitantes (más de 31.000). La semana de la moda de Berlín, que ya llevaba unas cuantas ediciones, ha obtenido muchísima más repercusión mediática. De hecho, ambos acontecimiento movieron sus fechas previstas a mediados de julio para coincidir con el Bread&Butter una vez éste confirmó su regreso a casa.