Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

System Action avanza en el concurso: se abre la puja por las tiendas y la plantilla

La compañía catalana de moda, especializada en moda femenina y liderada por Enric Omenat, entró en los juzgados el pasado enero con la voluntad de mantener su actividad.

S. Riera

7 mar 2018 - 04:54

System Action avanza en el concurso: varios candidatos pujan por la marca

 

System Action encara la venta de su unidad productiva. La compañía catalana de moda femenina avanza en el proceso concursal con la subasta de los activos que garantizan la continuidad del negocio, entre ellos, las tiendas y los trabajadores esenciales para el funcionamiento del negocio. La marca no está en venta porque no se encuentra entre las sociedades afectadas por el concurso.

 

Por el momento, aún no hay candidaturas en firme para hacerse con la unidad productiva de System Action, según han explicado fuentes del bufete que gestiona la administración concursal, M&M Abogados. La empresa solicitó concurso voluntario de acreedores el pasado enero.

 

El grupo catalán de distribución de moda solicitó concurso voluntario de acreedores ante el Juzgado Mercantil número diez de Barcelona para cuatro de sus sociedades: Systemaction, Esfera Verde, 4 Barras y Brauinver. El activo agregado de las sociedades afectadas se sitúa en torno a seis millones de euros, mientras que el conjunto de la deuda suma alrededor de cinco millones de euros.

 

 

 

 

Fuentes de System Action explicaron entonces que se tomó esta decisión con miras a dar continuidad a su negocio. El proceso concursal afecta al 90% de la plantilla y al 70% de su red de tiendas. Según los últimos datos disponibles, System Action superó los diez millones de euros de facturación en 2014, elevando su cifra de negocio un 10% en el pasado ejercicio.

 

Fundado en 1986 con una primera tienda en el Portal de l’Àngel de Barcelona, el grupo cuenta con una cifra de negocio de en torno a diez millones de euros y una plantilla de 120 trabajadores. Liderado por Enric Omenat, la empresa contaba en el momento de presentar concurso con una red de 22 tiendas, la mayoría de ellas ubicadas de Cataluña.

 

Con sede en la calle Badajoz de Barcelona, System Action producía sus prendas en Cataluña a través de talleres externos, mientras que las líneas de calzado y complementos las subcontrataba en talleres en el extranjero.

 

 

 

 

La empresa colocó hace dos años al frente de la dirección general a Montserrat Figueras, con trayectoria en otras dos empresas del textil catalán, Nylstar y Dogi. La directiva, que inició su carrera como abogada experta en derecho concursal, entró en la industria textil en 2009 de la mano del grupo inversor Praedium, cuando este rescató de los juzgados a la fábrica gerundense de hilatura Nylstar.

 

System Action se suma a un conjunto de marcas españolas de moda que se encuentran actualmente en los juzgados a la espera de un comprador. En la misma situación de la catalana, están Caramelo, Okeysi, David Christian o Alma Bloom, entre otras.