Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Alpargatas da otro paso atrás en Argentina: cierra dos fábricas en el país tras vender Topper

La empresa brasileña ha puesto punto final a sus plantas en Santa Rosa y Catamarca, donde trabajaban 130 y 550 empleados, respectivamente.

Modaes

25 sep 2018 - 00:00

Alpargatas da otro paso atrás en Argentina: cierra dos fábricas en el país tras vender Topper

 

 

Alpargatas se sigue replegando en Argentina tras desprenderse del 22,5% de Topper. El gigante brasileño de calzado, que concentra en el país austral parte de su producción textil, da otro paso atrás y cierra dos de sus fábricas. La medida ha afectado a más de medio millar de trabajadores.

 

Se trata de las factorías que Alpargatas tiene en las ciudades de Catamarca y Santa Rosa, donde daba empleo a 550 y 130 trabajadores, respectivamente, según Clarín. El grupo se encuentra inmerso en un proceso de reestructuración en el mercado argentino desde hace más de un año.

 

Los primeros recortes comenzaron a principios de 2017, cuando Alpargatas recortó setenta puestos de trabajo tras el cese de operaciones de una fábrica en Buenos Aires y otra en San Luis. En ese entonces, la compañía contaba con siete plantas en Argentina: cinco dedicadas a la producción de calzado y otras cuatro para el negocio textil.

 

 

 

 

El pasado febrero, el grupo siguió ajustándose el cinturón con otros treinta despidos, esta vez de su fábrica de Catamarca, que también redujo su jornada laboral a cuatro días de la semana. La reestructuración también afectó a la planta de Bella Vista (Catamarca) y otras factorías argentinas.

 

De hecho, Alpargatas tanteó cancelar sus operaciones de manera total en el país austral y vender parte de su maquinaria. El ajuste también se vio en su red de retail, ya que el grupo cerró la única tienda Osklen con la que operaba en Argentina.

 

El cierre de las fábricas de Santa Rosa y Catamarca coincide con la venta de un porcentaje de Topper Argentina. La semana pasada, el empresario brasileño Carlos Wizard Martins se hizo con el 22,5% de la marca en el país por 24 millones de dólares.

 

La mala racha también se vio reflejada en sus resultados financieros, ya que Alpargatas contrajo un 6,6% sus ventas en Argentina durante el primer semestre, hasta 309,7 millones de reales (ochenta millones de dólares). A escala global, la empresa elevó su facturación un 7,5% entre enero y junio.