Líder en información
económica del negocio
de la moda

Back Stage

Alpha Industries, un clásico de las tribus urbanas

S. García

14 ene 2014 - 04:41

Aunque son las empresas tecnológicas y las puntocom las dueñas de la leyenda de los negocios construidos en un garaje, Silicon Valley no tiene el monopolio. Prueba de ello es Alpha Industries. La compañía estadounidense, que se fundó en 1959, lleva más de medio siglo fabricando chaquetas militares que empezó llevando el ejército de Estados Unidos.

 

Pese a que comenzó en un garaje en Knoxville (Tennessee) con máquinas de coser alquiladas y un par de empleados, Alpha Industries pronto amplió instalaciones y personal. La Guerra de Vietnam hizo que el ejército de Estados Unidos incrementara sus pedidos y Alpha se convirtió en el fabricante oficial del Departamento de Defensa. Entonces producía chaquetas y pantalones para la Fuerza Aérea, la Aviación Naval, el ejército de Tierra y los Marines.

 

Durante ese periodo, Alpha fabricó cuarenta millones de prendas para uso militar. En Estados Unidos los modelos MA-1 y el M-65 se hicieron populares entre los consumidores, que los conseguían en tiendas de ropa militar de segunda mano. Al ver su éxito, la compañía decidió adaptarlos y crear una colección de prendas para la calle.

 

La comercialización salvó las cuentas de Alpha, que vio como el fin de la Guerra Fría provocaba una reducción del 75% en el gasto en uniformes.

 

Con el tiempo, y al comprobar que ni la Guerra del Golfo incrementó el presupuesto, la compañía decidió volcarse con la distribución comercial de sus productos, que traspasaron fronteras y llegaron a países como España.

 

Algunas tribus urbanas que poblaban las calles españolas en la década de los noventa, como los punks o los skins, se adueñaron de las prendas fabricadas por Alpha y las convirtieron en su símbolo de identidad. Una prenda de extremos, que empezó protegiendo a los cuerpos y fuerzas de seguridad de Estados Unidos y que terminó convertida en parte de la identidad de grupos que, en muchos casos, se caracterizaban por ir en contra del orden establecido y de esas instituciones que las habían lucido en primer lugar.