Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Tiffany abrirá en Barcelona su segunda tienda en España

5 abr 2010 - 00:00

Modaes.- Si Audrey Hepburn viviese, podría volver a pararse frente al escaparate de la joyería Tiffany, pero esta vez en Barcelona. La firma estadounidense abrirá en la capital catalana su segundo establecimiento en España. La tienda estará ubicada en el exclusivo Paseo de Gracia.La operación, intermediada por la consultora inmobiliaria Ascana, supondrá el alquiler de un local de 370 metros cuadrados situado en el hotel de lujo Mandarin Oriental, propiedad de Reig Capital Group. Según han explicado a Modaes fuentes cercanas a la operación, la firma se realizó el pasado martes en Nueva York, donde Tiffany tiene su sede. Hace más de dos años que Tiffany busca una ubicación en Barcelona. La crisis internacional hizo que la compañía estadounidense se echara atrás en la firma de un local en la misma calle a finales de 2008, poco después de instalarse en Ortega y Gasset, en Madrid. El establecimiento de Barcelona abrirá sus puertas en el último trimestre de 2010. Reig Capital Group, propiedad de la familia andorrana Reig, ha elegido personalmente al inquilino de su establecimiento. El hotel cuenta con tres locales comerciales, ocupados por la sastrería italiana Brioni, la firma Azzaro (propiedad de Reig) y, ahora, Tiffany. "Con esta incorporación se completa el proyecto de Mandarin Oriental, con tres marcas emblemáticas del sector del lujo", señala Juan Pazo, director de inversiones de la división de hoteles de Reig, en declaraciones a Expansión.Como la mayoría de marcas que operan en el sector del lujo, Tiffany se ha visto afectada por la crisis internacional durante los últimos dos ejercicios. El pasado marzo, la compañía hizo públicos sus resultados del ejercicio 2009, que se cerró con una caída del 5% de las ventas, hasta 2.710 millones de dólares (2.003 millones de euros). La empresa, que experimentó una mejora de su actividad en el último trimestre de 2009 (con una escalada de las ventas del 17%), cerró 2009 con un resultado neto de 264,82 millones de dólares (195,7 millones de euros), con un incremento del 20,36% respecto al ejercicio 2008.