Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Alba Conde desembarca en Madrid con retail con su primera tienda en pleno barrio de Salamanca

S. Riera

13 abr 2016 - 04:57

 

Alba Conde gana posiciones en retail. Confecciones Esquío, propietaria de la marca, pondrá en marcha este viernes su flagship store en el número 64 de la calle Claudio Coello de Madrid, en pleno barrio de Salamanca. Con esta apertura, la firma gallega suma ya once establecimientos, de gestión propia y franquicia, todos ellos en el mercado español.

 

Con 25 años de trayectoria, Confecciones Esquío es una de las empresas que nació en plena explosión de la moda gallega. Con sede en A Coruña, la compañía está pilotada aún por su fundador, José Antonio Conde, actual presidente de la patronal gallega Cointega. El grupo cuenta con una plantilla de alrededor de cincuenta trabajadores, entre personal y oficina y tiendas, y concentra su producción en España y Portugal.

 

Con la puesta en marcha de su nuevo establecimiento en Madrid, Alba Conde refuerza su presencia en la capital española. “Hacía años que buscábamos la ubicación adecuada y hemos esperado hasta que lo hemos logrado”, ha explicado Conde a Modaes.es. La tienda, que abrirá el próximo viernes 15 de abril, cuenta con una superficie comercial de 120 metros cuadrados e incorpora el recién estrenado concepto de tienda con el que Alba Conde reabrió su establecimiento del centro de A Coruña.

 

 

La empresa asegura que no tiene plan de retail y que decide las aperturas de tiendas según la oportunidad y con el propósito de reforzar su distribución multimarca, que continúa siendo su principal canal. Por ahora, en el ámbito del retail, el grupo contempla la puesta en marcha de su siguiente tienda de Alba Conde a finales de este año o principios del siguiente, aunque todavía no tiene una ubicación clara.

 

A pesar de haber entrado en retail hace quince años, el grupo ha focalizado toda su estrategia de ventas en el comercio tradicional. En la actualidad, la empresa cuenta con presencia en alrededor de 400 puntos de venta multimarca en España y otros 200 más a nivel internacional. La compañía genera el 25% de su cifra de negocio en el extranjero, donde opera en países como Rusia, Reino Unido, Irlanda, Portugal, Francia o México, entre otros.

 

Según Conde, las previsiones de crecimiento en el exterior deben trazarse “con cautela” ante el impacto que pueda tener la coyuntura. La empresa está en negociaciones para reconquistar el mercado mexicano, que abandonó hace un tiempo por los tipos de cambio de la divisa. “Es difícil decir lo que sucederá en los mercados extranjeros y ejemplo de ello es Rusia, nuestro principal mercado y en el que llevamos diez años, y en el que la actual situación económica nos ha hecho retroceder”, asegura el empresario.

 

 

La compañía concentra todo su negocio internacional en sus oficinas centrales en Galicia y establece la mayoría de contactos comerciales a través de la presencia en ferias profesionales, como Who’s Next en París, Pure London o CPM Moscú, entre otras.

 

La empresa, que cuenta con unas instalaciones de 5.000 metros cuadrados divididos en dos naves (una dedicada al diseño y otra al taller de logística), opera con las marcas Alba Conde y AC, dirigida a un público más joven. Hace unos años, Confecciones Esquío incorporó a los miembros de la segunda generación: Pablo Conde como responsable de exportación y Alba Conde al frente del área de relaciones públicas.

 

Con una producción anual de entre 200.000 prendas y 300.000 prendas, Alba Conde se posiciona en el segmento medio-alto del mercado, con precios que oscilan entre 150 euros y 200 euros para un vestido, y de 250 euros a 320 euros para un abrigo.