Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

El fundador de Ángel Schlesser sale de la firma tras una ampliación de 2,6 millones

La compañía ha acometido una reestructuración con un expediente de regulación de empleo (ERE) y el cierre de su tienda en Madrid. También ha realizado una reducción de capital para compensar pérdidas.

El fundador de Ángel Schlesser sale de la firma tras una ampliación de 2,6 millones

I. P. G.

5 jul 2022 - 05:00

Ángel Schlesser rompe definitivamente con su fundador. Ángel Fernández Ovejero, fundador de la firma, ha salido del capital seis años después de que Óscar Areces tomara el control de la compañía, según han explicado fuentes de Ángel Schlesser a Modaes.

La empresa ha acometido una ampliación de capital de 2,6 millones de euros a la que han acudido todos los accionistas de la firma (Areces, mayoritario, y otros inversores privados), salvo Fernández Ovejero, por lo que su participación se ha diluido hasta quedar fuera del capital.

 

El capital de la ampliación se destinará a “potenciar nuevos proyectos y el equipo de diseño”. La empresa acaba de incorporar al diseñador ovetense Alfonso Pérez y prepara nuevos fichajes.

 

En paralelo, la compañía ha acometido una reducción de capital de 303.151 euros para compensar pérdidas y ha realizado una profunda reestructuración que ha supuesto un expediente de regulación de empleo (ERE) sobre el personal “de administración”, un departamento que ahora se ha externalizado.

 

Ángel Schlesser también ha cerrado sus tiendas en Palma y Madrid, por lo que ahora no tiene ningún establecimiento propio. Sí mantiene activa su plataforma de ecommerce, en la que distribuye ropa, bolsos y perfumes (licenciados a Angelini Beauty).

 

 

 

 

Ángel Schlesser echó a andar en 1983 de la mano de Ángel Fernandez Ovejero (galardonado este año con el Premio Nacional del Diseño de Moda) y Juan Rufete. La firma, que fue una de las fundadoras de la Asociación Creadores de Moda de España (Acme) mantiene su producción en España.

 

En 2016, Óscar Areces, exdirectivo y accionista de El Corte Inglés, se hizo con el 75% de la empresa a través de la sociedad Corporación Prinoa. Desde entonces, las diferencias entre el empresario y el diseñador han sido palpables, con cruces de demandas mutuas. El contrato de compra establecía que Fernández Ovejero debía permanecer en la empresa cinco años, aunque dejó la dirección creativa ese mismo año.

 

Según las últimas cuentas depositadas en el Registro Mercantil, la compañía perdió en 2019 la barrera del millón de euros de facturación y anotó unas pérdidas de 929.654 euros, frente al resultado negativo de 1,3 millones el año anterior. Después del cierre de ese ejercicio, Areces formalizó un préstamo participativo adicional de 990.000 euros para restablecer el patrimonio neto, que era negativo por 2,8 millones de euros.