Empresa

Toni Pons cierra 2022 con un alza de ventas del 53% y traza una nueva estrategia comercial

La empresa de calzado, que ha registrado unas ventas de 29 millones de euros, tiene como objetivo que las ventas de la campaña de invierno igualen a las de verano, que tradicionalmente concentra un mayor porcentaje debido a su producto estrella: las alpargatas.

Toni Pons cierra 2022 con un alza de ventas del 53% y traza una nueva estrategia comercial
Toni Pons genera el 66% a través de su línea de calzado de yute.

C. Juárez

13 ene 2023 - 05:00

Toni Pons traza nuevos planes para seguir creciendo. La compañía catalana de calzado ha finalizado el ejercicio con un incremento de las ventas del 53%, hasta 29 millones de euros, en línea con sus previsiones, y ha puesto en marcha una estrategia comercial que pasa por la diversificación.  

 

El objetivo de la empresa es igualar las ventas de la campaña de invierno y las de verano. Tradicionalmente, la temporada estival ha sido la más importante para la compañiá debido al producto estrella de la compañía: las alpargatas. Toni Pons quiere igualar la proporción aumentando su oferta de invierno, con botas de agua o zapatillas de casa.

 

En concreto, los ingresos de los productos de yute (la mayoría se venden en verano), copan el 66% del negocio. Las botas de agua, por su parte, suponen el 5%, mientras que las zapatillas de casa y el resto de calzado de invierno copan el 5% y el 23,1%, respectivamente.

 

“Desde el punto de vista de producto nos ha ayudado mucho la diversificación, que impulsamos a raíz de la pandemia”, explica

Ruth Bernacer, directora de ventas de la empresa. Para la próxima temporada, la compañía lanzará una línea de botas de agua para hombre.

 

 

 

 

Además de estos planes, Toni Pons continuará extendiendo su presencia en 2023, tanto fuera como dentro de España. En su mercado local, el grupo tiene previsto incrementar su red comercial con la puesta en marcha de entre tres y cuatro tiendas durante el ejercicio, hasta rozar la treintena de establecimientos.

 

En el extranjero, la compañía de calzado centrará el foco en Filipinas, uno de sus mercados de mayor crecimiento. En concreto, Toni Pons tiene previsto abrir en el país entre doce y quince puntos de venta a lo largo del año de la mano de un distribuidor local.

 

La empresa también opera con tiendas en Ecuador, Colombia y Arabia Saudí, de la mano de socios locales. En total, las ventas del grupo en el extranjero suponen alrededor de un 75%.

 

 

 

 

El online es otro de los vectores de crecimiento de Toni Pons. La empresa también está presente en marketplaces como Amazon o Zalando, además de el de El Corte Inglés. La idea es continuar fortaleciendo este canal sin abandonar la apuesta por el multimarca físico. En el multimarca, la empresa está en más de cincuenta países y 2.000 puntos de venta.

 

El año pasado, Toni Pons finalizó la ampliación de su centro logístico, ubicado en Girona, en el que invirtió cerca de 200.000 euros. Fundada en 1946, Toni Pons inició su andadura como una fábrica de alpargatas en Girona.

 

En los años sesenta, la compañía emprendió su expansión nacional y, treinta años después, dio el salto al extranjero. A día de hoy, la empresa sigue en manos de la familia fundadora y trabaja con seis fábricas repartidas entre La Rioja y Alicante.