Líder en información
económica del negocio
de la moda

Equipamiento

Eastman une fuerzas con Interzero para abrir la mayor planta de reciclaje molecular del mundo

La compañía estadounidense invertirá hasta 1.000 millones de dólares en un centro de reciclaje de plásticos que reciclará hasta 160.000 toneladas de poliéster anualmente y se ha aliado con Interzero Plastics como proveedor de materiales.

Eastman une fuerzas con Interzero para abrir la mayor planta de reciclaje molecular del mundo
Los residuos de plásticos o de poliéster son comúnmente incinerados porque son difíciles de reciclar a través de técnicas de reciclaje mecánico.

Modaes

28 sep 2022 - 11:36

El reciclaje químico avanza. El gigante estadounidense de materiales químicos Eastman se ha aliado con la empresa alemana de plásticos Interzero para continuar avanzando con su proyecto de abrir la mayor fábrica de reciclaje molecular del mundo en Francia.

 

Eastman anunció el pasado enero que invertiría hasta 1.000 millones de dólares en la construcción de dicha planta de reciclaje en Normandía. De cara a 2025, cuando el centro esté en pleno funcionamiento, la empresa prevé que recicle hasta 160.000 toneladas de residuos de poliéster al año.

 

Ahora, la compañía de Tennessee ha firmado un acuerdo a largo plazo con Interzero, que le proveerá con hasta 20.000 toneladas métricas al año de plástico PET difícil de reciclar a través de técnicas de reciclaje mecánico y que, de no ser reutilizado, sería incinerado.

 

 

 

 

“Esta unión es un paso importante en la inversión de Eastman en Francia, estamos satisfechos de unirnos con Interzero para contar con el material necesario para que nuestro nuevo centro pueda operar”, ha explicado Brad Lich, vicepresidente ejecutivo y director comercial de la compañía estadounidense de químicos. “La colaboración refuerza la naturaleza complementaria del reciclaje mecánico y molecular”, ha añadido el ejecutivo.

 

Los residuos de plásticos o de poliéster son comúnmente incinerados porque son difíciles de reciclar a través de técnicas de reciclaje mecánico. La tecnología de Eastman reduce el residuo hasta sus moléculas para después ensamblarlo de nuevo como un material nuevo.

 

La compañía estadounidense cuenta con un centro de producción de fibra en Barcelona, la única que tiene fuera de Estados Unidos. Eastman opera en el sector textil a través de la fibra celulósica Naia, que se lanzó al mercado en 2014 y comenzó a fabricarse en Barcelona en 2019, cuando la empresa compró Industrias del Acetato de Celulosa SA (Inacsa).

 

El año pasado, Eastman puso en marcha una ampliación de un 50% de su producción de hilo de filamento continuo en su planta de Barcelona, un proyecto que estaba fechado para finales de 2022. La empresa trabaja con grandes compañías de distribución de moda como H&M e Inditex, para su línea Join Life.