Líder en información
económica del negocio
de la moda

Entorno

Reino Unido explora un impuesto a las ventas online

El ejecutivo británico ha abierto el periodo de consulta después de que varias compañías informaran sobre un posible desequilibrio fiscal entre los operadores de retail y de ecommerce en el país.

Modaes

28 feb 2022 - 13:00

Reino Unido explora un impuesto a las ventas online

 

 

Reino Unido estudia un nuevo impuesto al ecommerce. El Gobierno del país británico ha abierto un periodo de consulta en la que explora los argumentos a favor y en contra de establecer impuestos sobre las ventas online. El gobierno británico ya se comprometió a estudiar este impuesto cuando realizó el Autumn Budget, el equivalente a los Presupuestos Generales del Estado.

 

El ejecutivo británico ha abierto el periodo de consulta después de que varias compañías informaran sobre un posible desequilibrio fiscal entre los operadores de retail y de ecommerce y estudia ahora reevaluar el sistema de tributación online en el país.

 

“Queremos ver una economía justa, por eso hemos reducido los impuestos comerciales en 7.000 millones de libras (8.326 millones de euros) y nos hemos comprometido a evaluar un impuesto sobre las ventas online para corregir el desequilibrio entre operadores físicos y compañías de ecommerce”, ha explicado Lucy Frazer, secretaria financiera del Tesoro.

 

 

 

 

“Aunque todavía no hemos tomado ninguna decisión, el lógico que, debido al incremento del consumo online, trabajemos con las partes interesadas para evaluar la tributación adecuada del sector minorista”, ha añadido.

 

En el periodo de consulta, que se alargará hasta el 20 de mayo, se les pedirá a las compañías interesadas su opinión sobre la implementación de un impuesto sobre la venta online. También se estudiará si el impuesto se basará en los ingresos, las transacciones o pedidos de las compañías de ecommerce.

 

Aunque el gobierno británico no ha tomado aún la decisión de aplicar impuestos al ecommerce, sí ha explicado que parte de la recaudación iría destinada a financiar las reducciones de las tasas comerciales de los minoristas con propiedades en Inglaterra.

 

 

De establecerse este impuesto, las compañías más afectadas del sector de la moda serían Asos y Boohoo, dos de las principales plataformas de ecommerce de moda en el mundo, que tienen su sede en Reino Unido.  

 

Boohoo finalizó los nueve primeros meses de ejercicio con un crecimiento del 16% hasta 1.482,1 millones de libras (1.741,4 millones de euros), mientras que Asos cerró 2021 con un crecimiento del 22%, hasta 3.910,5 millones de libras (4.687,8 millones de euros).