Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Puig nombra un nuevo director general para Nina Ricci

Charlotte Tasen, directora general de la compañía desde mayo de 2018, abandonó su puesto el pasado septiembre y desde entonces, la dirección de la empresa ha estado vacante. Puig ha colocado ahora al frente a Edwin Bodson.

Modaes

16 may 2022 - 09:48

Puig nombra un nuevo director general para Nina Ricci

 

 

Puig rearma la cúpula de Nina Ricci. El grupo, también dueño de Jean Paul Gaultier y Carolina Herrera, entre otras, ha nombrado un nuevo director general para la marca ocho meses después de la salida del anterior.

 

La empresa ha colocado al frente a Edwin Bodson, hasta ahora director comercial de JW Anderson, según WWD. El directivo también ha trabajado en empresas como Haider Ackermann y la marca de la influencer Alexa Chung.

 

Bodson se colocará al frente de Nina Ricci ocho meses después de la salida de su anterior responsable. Entre mayo de 2018 y septiembre de 2021, Charlotte Tassen era directora general de la empresa.

 

Antes de unirse al grupo Puig, Tasset fue directora comercial de la cadena francesa de grandes almacenes Printemps y estuvo al frente de las líneas de ropa femenina, lencería, belleza y ropa infantil. Durante su etapa en Nina Ricci, la directiva contrató al dúo de diseñadores Rushemy Botter y Lisi Herrebrugh como nuevos directores creativos de la firma, y que abandonaron la empresa el pasado enero.

 

 

 

 

Nina Ricci nació en 1932 y lanzó su primer perfume con Puig en 1948, L’Air du Temps, que continúa siendo uno de sus bestsellers. En 1998, el grupo catalán tomó el control del negocio de perfumería y moda de la marca. 

 

Puig finalizó el ejercicio 2021 con una facturación récord de 2.585 millones de euros, un 27% más que en 2019 y un 68% por encima de 2020. Sin contar el efecto de compra de Charlotte Tilbury (que adquirió el año pasado), la cifra de negocio del grupo registró un incremento interanual del 40%. El beneficio de la compañía en el periodo fue de 234 millones de euros.

 

La estrategia de Puig hasta 2025 pasa por expandir su negocio online y consolidar su presencia en Asia, especialmente en países como China. A principios de 2021, el grupo organizó su estructura en torno a tres divisiones: Beauty and Fashion, en la que se encuentran marcas como Dries Van Noten o Paco Rabanne y licencias de belleza como Comme des Garçons o Christian Louboutin; Derma, compuesta por las firmas Isdin, Uriage y Apivita; y Charlotte Tilbury.

 

Con esta nueva estructura y la estrategia de expansión, los planes de Puig pasan por superar los 3.000 millones de euros de facturación en 2022 y llegar a 2025 con unas ventas de 4.500 millones de euros.