Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Mascaró lleva Pretty Ballerinas a Oriente Próximo y estudia su entrada en India

La compañía acaba de abrir en el centro comercial Dubai Mall, tras abrir hace unos meses en Dubai Hill y en Abu Dabi. Su siguiente objetivo es India, el segundo mercado más poblado del mundo, donde está en negociaciones con dos grupos locales. 

Mascaró lleva Pretty Ballerinas a Oriente Próximo y estudia su entrada en India
La cadena de calzado femenino también acaba de firmar con un nuevo distribuidor en Corea del Sur.

I. P. Gestal / I. Carmona

17 oct 2022 - 05:00

Mascaró potencia su internacionalización. La compañía acaba de abrir un nuevo punto de venta de su cadena Pretty Ballerinas en Dubái y está tanteando llevar la cadena próximamente al mercado indio, según ha adelantado David Bell, director de expansión de Pretty Ballerinas, a Modaes.

 

La nueva tienda de la cadena de Pretty Ballerinas en Dubái se encuentra en el centro comercial Dubai Mall y se suma al primer punto de venta de la cadena en la ciudad, que abrió las puertas en el complejo Dubai Hill hace unos meses.

 

“Cuando ya estás presente en un centro comercial, es mucho más sencillo seguir creciendo”, apunta Bell, que explica que la compañía llevaba siete años buscando entrar en el Dubai Mall antes de hacerse con un local disponible.

 

El establecimiento es el tercero de Pretty Ballerinas en Emiratos Árabes Unidos, además de una tienda en el centro comercial Yas Mall de Abu Dhabi. La apertura se enmarca en un plan de crecimiento de la cadena en Oriente Próximo, encaminado hacia convertirse en uno de sus principales mercados.

 

 

 

 

Además, Pretty Ballerinas está tanteando su entrada en el mercado indio y está en contacto con varios socios locales para emprender su expansión en Bangladesh, Pakistán y algunos países de África. La cadena de calzado femenino también acaba de firmar con un nuevo distribuidor en Corea del Sur.

 

Pretty Ballerinas cuenta actualmente con una red de cerca de sesenta tiendas propias a escala internacional y sus mercados europeos más importantes por cifra de negocio, además del español, son el británico y el alemán. “También somos muy fuertes en Asia, especialmente en Japón y en Malasia”, describe el director de expansión de Pretty Ballerinas.

 

La empresa, que compra la mayoría de sus materiales en Italia y España, no se ha visto tan afectada por las disrupciones en la cadena de aprovisionamiento, según Bell. Tampoco por la inflación, ya que  Pretty Ballerinas ya realizó una subida de precios hace tres temporadas después de poner en marcha una estrategia para elevar su posicionamiento

 

Justo antes del estallido de la pandemia, Pretty Ballerinas emprendió una renovación de su cartera de clientes en el canal wholesale. “Durante la pandemia perdimos muchos clientes y nos quedamos con algunos que hacen pedidos más pequeños, pero con un mayor potencial”, apunta el directivo. El reto de la empresa ahora “no es la facturación, es el retorno”, describe David Bell.

 

 

 

 

En noviembre del año pasado, Mascaró se hizo con el control de la firma de calzado Muroexe, que entró en concurso de acreedores unas semanas antes. El grupo menorquín está “en pleno plan de expansión de la marca”, en palabras de Bell.

 

El grupo no tiene más planes de hacer adquisiciones en el futuro próximo: “hay que perfeccionar todo lo que tenemos antes”, argumenta el ejecutivo. Hace un año, el grupo estableció una nueva hoja de ruta con el objetivo de duplicar su tamaño y quintuplicar su resultado bruto de explotación en cinco años. Mascaró también tiene planes de renovar su red de tiendas con un nuevo diseño y de reubicar varios de los establecimientos en los que está presente.

 

Controlado por la familia Mascaró y dirigido por Lluís Pascual como consejero delegado, el grupo fue fundado en Menorca en 1918 y se ha convertido en uno de los principales grupos de calzado de España.