Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Asos crece sólo un 2% entre septiembre y diciembre y prepara su salto al continuo

La empresa británica de comercio electrónico ha facturado 1.393,1 millones de libras en los últimos cuatro meses del año pasado. De cara al cierre del ejercicio actual, la empresa espera registrar un beneficio ajustado de hasta 140 millones de libras.

Modaes

13 ene 2022 - 11:43

Sede de Asos

 

 

Asos pierde empuje. El gigante británico del comercio electrónico ha elevado su facturación un 2% entre septiembre y diciembre, periodo que incluye en la campaña navideña y el Black Friday. Además, la empresa prevé dar el salto del mercado alternativo británico al continuo el próximo mes.


“Nuestra cotización en el Mercado Alternativo durante los últimos veinte años ha sido una parte importante del desarrollo de Asos, pero ahora es el momento adecuado para pasar al mercado continuo, ya que nos centramos en el cumplimiento de nuestros objetivos a medio plazo y las ambiciones de crecimiento a largo plazo”, ha señalado Mat Dunn, director de operaciones de Asos, en un comunicado.

 

En los últimos cuatro meses del año, Asos facturó 1.393,1 millones de libras (1.670 millones de euros). De cara al ejercicio completo, que concluirá el 31 de agosto de este año, la compañía mantiene sus previsiones de crecimiento entre un 10% y un 15% en comparación al año anterior, y unos beneficios ajustados que oscilen entre 110 millones de libras (131,8 millones de euros) y 140 millones de libras (167,8 millones de euros).

 

 

 

 

En el primer cuatrimestre del ejercicio fiscal 2022, la empresa registró una cifra de negocio en el mercado británico de 645,2 millones de libras esterlinas (773,4 millones de euros), lo que supuso un crecimiento del 13% respecto al mismo periodo del año anterior y superó las expectativas de la compañía. 

 

En Europa, las ventas encogieron un 3% hasta 390,2 millones de libras (467,7 millones de euros), frente a 400,6 millones de libras registradas en los últimos cuatro meses de 2020, por las restricciones relacionadas por la pandemia, y, a pesar de la congestión portuaria, Estados Unidos incrementó su cifra de negocio en un 7% hasta 172,6 millones de libras (206,9 millones de euros).

 

En el periodo, la base de clientes activos de la plataforma aumentó en 300.000 usuarios, lo que le hizo alcanzar la cifra de 26,7 millones de clientes. El margen bruto de Asos se redujo en 400 puntos hasta el 43% debido, principalmente, a los elevados costes del transporte para sortear las limitaciones de la cadena de suministro.

 

 

 

 

Hoy, la empresa británica también ha anunciado el nombramiento de Patrick Kennedy, presidente de Bank of Ireland Group y antiguo consejero delegado de Paddy Power, como consejero no ejecutivo de su consejo de administración y presidente del comité de auditoría de Asos, con efecto inmediato. Tras la designación, Kennedy sustituirá a Ian Dyson, que fue nombrado consejero no ejecutivo del consejo de administración el pasado 29 de diciembre.

 

La empresa también quiere impulsar el modelo de Partner Fulfils y, tras su éxito en colaboración con Adidas y Reebok en Reino Unido durante el noviembre, ampliará el modelo en 2022 y lo instaurará en las tiendas de la Unión Europea. 

 

En cuanto a sus marcas, Topshop propulsó sus ventas un 200% y, en general, todas registraron buenos resultados, siendo los mercados estadounidense, alemán y británico, los que mayores ventas anotaron en el periodo.

 

En el ejercicio fiscal 2021, finalizado el pasado 31 de agosto, la empresa registró un crecimiento del 22% respecto al ejercicio anterior, hasta 3.910,5 millones de libras esterlinas (4.687,8 millones de euros). El beneficio antes de impuestos se situó en 177,1 millones de libras, un 25% más que lo que registró en 2020.