Empresa

Romualda, un desierto, dos artistas y sombreros ‘made in Asturias’

La start up madrileña se fundó en febrero de 2020, justo antes del estallido de la pandemia de la mano de las hermanas Mariana y Cristina Aguirre, especializada en sombreros hechos a mano.

Romualda, un desierto, dos artistas y sombreros ‘made in Asturias’
La start up madrileña se fundó en febrero de 2020, justo antes del estallido de la pandemia.

Ainoa Erdozain

6 jul 2022 - 05:00

 

Un viaje al desierto que inspiró una empresa de sombreros. Esta es la historia de las hermanas Cristina y Mariana Aguirre, que se toparon hace tres años con una señora holandesa llamada Romualda en el Desierto de Rodalquilar (Almería).

 

 

Lee la Revista Modaes 43

El último tren del diseño español

Sólo para suscriptores premium

 

 

“Todas las paredes de su casa estaban forradas de obras de arte hechas con pigmentos naturales y mezclas de tierra”, explica Mariana Aguirre. “Su vida era su arte y eso nos inspiró para fundar Romualda, rindiéndole homenaje”, señala.

 

La start up madrileña se fundó en febrero de 2020, justo antes del estallido de la pandemia, especializada en sombreros hechos a mano. Cristina Aguirre, la mayor de las hermanas, es pintora y ceramista y Mariana Aguirre es diseñadora de producto.  “Nuestra primera tirada de sombreros fue de diez unidades y las vendimos muy repartidas en ciudades como Nueva York, Londres o París; fue entonces cuando nos lanzamos a fundar la empresa uniendo nuestros dos mundos: el arte y el diseño”, señala Aguirre.

 

Toda la producción de Romualda se lleva a cabo en Asturias, incluyendo el diseño y la fabricación, excepto los pañuelos, estampados por una empresa italiana ubicada en Como.

 

 

 

 

El 60% de la facturación de la empresa proviene de la venta de sombreros, su producto estrella, cuyos precios oscilan entre 180 euros y 450 euros, dependiendo del modelo. Su colección de ropa copa el 30% de los ingresos totales y los pañuelos generan el 10% de las ventas.

 

Más adelante, los planes de la empresa pasan por seguir diversificando su oferta de producto y consolidar nuevos mercados. Estados Unidos es el más importante para Romualda, con un peso del 50% en su cifra de negocio a través de sus puntos de venta wholesale, seguido de otros países como Japón, Francia, Italia o Reino Unido.

 

El mercado español se encuentra en cabeza en el canal digital mientras, que, en el wholesale, ocupa entre el tercer o cuarto puesto. Su equipo, actualmente, está formado por doce profesionales, todos ellos de menos de treinta años de edad.

 

El 78% del capital de Romualda está controlado por las hermanas Cristina y Mariana Aguirre. Nico Piñera, director de operaciones, cuenta con un 10% de la empresa y el resto se encuentra en manos de inversores privados.

 

 

Plan estratégico

La start up de sombreros concentra el 70% de su distribución en el canal wholesale, con el que ya cuenta con 107 puntos de venta a escala internacional. Para finales de 2025, los planes de Romualda pasan por quintuplicar su red de distribución.

 

La empresa cerró su primer año de actividad con unas ventas de 75.000 euros. En 2021, la compañía facturó 300.000 euros y, de cara a cierre de 2022, sus previsiones pasan por registrar su primer millón de euros. A partir de entonces, Romualda planea duplicar su facturación hasta 2025.

 

Para ello, la start up confiará su estrategia a María Álvarez, que cuenta con experiencia previa en empresas como Textil Lonia o Adolfo Domínguez y que actualmente forma parte de su junta directiva.