Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Raimon Bundó se traslada a la Diagonal

26 oct 2009 - 00:00

La firma catalana de moda nupcial Raimon Bundó se traslada al antiguo establecimiento de Gucci en la Avenida Diagonal de Barcelona, a escasos metros de una de las tiendas de Rosa Clará en la ciudad. El diseñador, segunda generación al frente del negocio, ha decidido dar este paso a pesar de la caída de las ventas.Bundó contará con un establecimiento de 500 metros cuadrados que supondrá el cierre de su pequeña tienda cerca de la calle Tuset. La tienda contará con las colecciones prêt-à-porter y también los diseños de alta costura. La inversión en el nuevo establecimiento, de alquiler, ronda los 300.000 euros y es propiedad de la familia Cruilles. La apertura se une a la que el grupo hizo a finales del año pasado en Madrid en el barrio de Salamanca, en plena milla de oro madrileña. Las ventas del sector de la moda nupcial han caído entre un 30% y un 35% en el último año debido al descenso del número de enlaces en España. Raimon Bundó confecciona unos 9.000 trajes al año tanto en sus talleres propios como en los que tiene subcontratados en Cataluña. La facturación de la empresa familiar en 2008 fue de seis millones de euros y la previsión para este ejercicio es mantenerla. Bundó emplea de manera directa a medio centenar de personas y, además de sus tiendas, distribuye sus vestidos a través de 130 tiendas multimarca. El 30% de su producción se vende fuera de España.