Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Tapestry reordena el departamento creativo de Kate Spade

La directora creativa ha abandonado la compañía estadounidense. El grupo, por su parte, ha creado dos nuevos cargos para liderar el área de diseño.

Modaes

4 mar 2021 - 17:30

Tapestry reordena el departamento creativo de Kate Spade

 

 

Tapestry reordena su equipo. El conglomerado estadounidense de lujo ha anunciado la remodelación del equipo creativo de la firma Kate Spade con la creación de dos nuevos cargos y la supresión de la dirección creativa. El objetivo es centrarse más en el consumidor final e impulsar la innovación y la creatividad de la marca. 

 

La empresa ha creado, con tal fin, dos nuevos cargos: el responsable de estrategia de marca y el responsable de diseño de producto. Al frente del primero de ellos ha colocado a Kristen Naiman, brand creative en Kate Spade durante los últimos siete años. Para el segundo cargo ha iniciado el proceso de búsqueda. Ambos puestos reportarán directamente a la consejera delegada de la firma, Liz Fraser.

 

La hasta ahora directora creativa, Nicola Glass, dejará la organización el 1 de abril de 2021, según informa la empresa en un comunicado. Glam había estado al frente del diseño tras el fallecimiento de Kate Spade en 2018 Kate Spade ha comenzado la búsqueda de un responsable de diseño de producto que se encargue, a partir de ahora, del diseño en todas las categorías, incluidos bolsos y accesorios, prêt-à-porter, joyería y calzado.

 

 

 

Fundada en 1993 en Nueva York por Kate y Andy Space, la compañía estadounidense comenzó su negocio con la venta de bolsos para mujeres, para luego diversificar su línea a artículos de marroquinería y vestuario. Kate Spade cuenta además con una colección de mobiliario y decoración para el hogar. En 2006, el grupo pasó en manos de Fith&Pacific y desde 2017 forma parte de Coach ( hoy Tapestry).

 

Tapestry finalizó el pasado año fiscal con una caída de las ventas del 17,6%, hasta 4.961,4 millones de dólares. El grupo entró en pérdidas, registrando unos números rojos de 652,1 millones de dólares. Kate Spade fue la marca del grupo que mejor aguantó con un descenso en ventas del 16%.