Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Escada se da tres meses para encontrar un nuevo socio

2 sep 2009 - 00:00

El tic tac del reloj suena cada vez más rápido para Escada. La firma alemana de moda, que el pasado agosto presentó el equivalente alemán al concurso de acreedores por falta de liquidez, debe encontrar un comprador como muy tarde en noviembre. Parece que el lujo y las deudas no se llevan bien. La marca de moda femenina, conocida por vestir a numerosas estrellas de cine, está viendo como muchos de sus clientes dejan de serle fieles por su situación económica. La compañía, que continúa operando, podría encontrarse con una caída de las ventas aún más grande que la registrada los últimos trimestres.La compañía, que cuenta con una plantilla de 2.229 personas, cerró el primer semestre del ejercicio 2009 con unas pérdidas de 16,3 millones de euros, frente al beneficio de 3,5 millones registrado en el mismo periodo del año anterior. Durante los seis primeros meses de su ejercicio fiscal, Escada redujo sus ventas un 33,1%, hasta 68,2 millones de euros. Según fuentes del mercado, más de diez potenciales compradores se han interesado ya por Escada desde el nombramiento de Christian Gerloff como administrador. No todos los inversores ofrecen la misma credibilidad, pero el compromiso de los hermanos Herz (máximos accionistas de la firma) de inyectar capital en la empresa ayudará a cerrar la operación. En la búsqueda de un comprador, Escada está siendo asesorada por KPMG. El inversor alemán Nickolaus Becker es, de momento, el único que ha mostrado públicamente su interés por la firma. El ex directivo del grupo de comunicación EM.TV, quiere hacerse con la marca, las tiendas propias, los derechos de licencias y parte de su stock, pero no con la compañía completa.