Líder en información
económica del negocio
de la moda

Equipamiento

Montefibre prepara su cierre seis años después de su venta

La empresa de hilatura, controlada por el grupo inversor Praedium, emplea actualmente a una plantilla de 35 personas. El coste de electricidad de la compañía se ha multiplicado por cuatro en los últimos meses, superando al coste de las materias primas.

Modaes

17 ene 2022 - 14:04

Montefibre prepara su cierre seis años después de su venta

 

 

Montefibre Hispania prepara su cierre seis años después de su venta. La empresa de hilatura, controlada por el grupo inversor Praedium, entrará en concurso de acreedores en las próximas semanas, según El Correo.

 

La empresa, que actualmente emplea a 35 empleados, encadena ya varios años de crisis. El pasado noviembre, los trabajadores de Montefibre denunciaron que la compañía llevaba varios meses de impagos. Entonces, la empresa subrayó que se encontraban en negociaciones con inversores para garantizar su supervivencia.

 

El último expediente de regulación de empleo (ERE) de la compañía se presentó a principios de 2021 y afectó a 44 trabajadores. Otro medio centenar de empleados abandonaron la empresa o están en excedencia.

 

 

Fuentes de la empresa han argumentado que uno de los factores que ha motivado esta situación ha sido la subida de los costes de la electricidad, que en los últimos meses se ha multiplicado por cuatro, pasando a ser el primer coste, superando a las materias primas.

 

El grupo Praedium, que también es propietario de Nylstar y Lupo, rescató Montefibre Hispania de concurso de acreedores en 2015 mediante una ampliación de cerca de dos millones de euros.

 

 

Tras el rescate, el objetivo del grupo era reconvertir la actividad hacia la fabricación de fibra de carbono, abandonando la fabricación de la fibra Leacrill. La planta de Miranda retomó su actividad en marzo de 2017, después de cuatro años de inactividad. La inversión para la puesta en marcha fue de 20 millones de euros, de los que quince millones fueron aportados por Praedium y el resto financiados por Castilla y León a través de Sodical.

 

Montefibre Hispania nació de la mano del grupo italiano del mismo nombre, hoy desaparecido. La compañía, que llegó a contar con oficinas en Barcelona, tiene la fábrica en Miranda de Ebro (Burgos).