Líder en información
económica del negocio
de la moda

Equipamiento

Los cuatro certificados imprescindibles para una firma de moda

Silvia Riera

13 jul 2012 - 04:50

Ser sostenible y ético está de moda. La industria de la moda considera estratégicas cuestiones como el uso de materiales sostenibles, un proceso productivo que dañe lo menos posible el medio ambiente o el respeto de los derechos laborales en sus centros de producción. Pero no basta con decirlo, las marcas tienen que demostrarlo ante un consumidor cada vez más informado.

 

Made in Green

El sello Made in Green es uno de los más completos que existen. Impulsado por el centro tecnológico textil Aitex, con sede en Alcoy (Alicante), certifica que en toda la cadena de suministro se ha respetado el medio ambiente y los derechos de los trabajadores. A pesar de ser una de las certificaciones más completas, su ámbito de actuación es muy local, aunque Mango es una de las compañías que utiliza el sello Made in Green.

 

Oeko-Tex Standard 1000

Es uno de los sellos de mayor prestigio que garantiza la sostenibilidad en los diferentes procesos de producción. El Oeko-Tex Standard 1000 ha ganado protagonismo en los últimos años por la aprobación de la normativa europea Reach, que regula el uso de químicos en los artículos textiles y de piel. Lo entrega la empresa suiza Oeko-Tex, que forman el instituto austriaco de investigaciones textiles (ÖTI) y el instituto alemán Hohen-stein. Su ámbito de penetración es europeo y se centra en los procesos de acabado, hilatura y confección.

 

Global Organic Textile Standard

Es uno de los sellos más extendidos a nivel internacional. Desde que se lanzase en 2006, son ya más de 1.500 empresas de 54 países las que cuentan con este certificado, que garantiza que la materia prima utilizada es de procedencia orgánica, prohíbe el uso de transgénicos y de pesticidas, el trabajo infantil y el mal uso del agua. El año pasado, este estándar se amplió y certifica también fibras químicas reciclables o con procesos productivos no contaminantes, y acabados textiles sostenibles.

 

SA8000

El estándar SA8000 certifica que en los centros de producción se cumple con los derechos de los trabajadores. El sello, que otorga la entidad no gubernamental Asocial Accounta-bility International, se basa en las normativas laborales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y Naciones Unidas.

 

Además de estas certificaciones, existen en el mercado otras que garantizan que las marcas de moda cumplen con aquello que dicen, pero no todas cuentan el mismo nivel de aceptación y credibilidad entre la industria y las instituciones. Por otro lado, los estándares que gozan de mayor respeto en el sector están obligados a darse a conocer al consumidor, ya que este será, en definitiva, quién dé valor al sello certificador.