Líder en información
económica del negocio
de la moda

Entorno

La producción en proximidad gana peso en las importaciones de moda frente a China

31 oct 2011 - 00:00

C. De Angelis.- China ha dejado de ser uno de los países que más aumenta sus exportaciones de productos de moda a España. El gigante asiático, que cuenta con una cuota de mercado superior al 25% en las importaciones españolas de moda, pierde fuelle. El testigo lo toman competidores como Bangladesh y países productores más cercanos geográficamente a España.

 

Entre enero y agosto de este año, los fabricantes chinos exportaron a España productos de moda por un total de 3.444 millones de euros, lo que supone un 25,3% del total de las importaciones españolas y representa un incremento del 7,9% en relación al mirmo periodo del ejercicio precedente.

Afectado como país productor por un aumento de los costes y por los efectos del cambio de divisas, China no consiguió aumentar sus exportaciones de moda a España al mismo ritmo al que el mercado español aumentó sus importaciones de estos productos, que se incrementaron del 11,3% en los ocho primeros meses del año.

 

Un directo competidor de China es Bangladesh como fábrica de la moda española. Con 626 millones de euros en exportaciones a España, Bangladesh ocupa el octavo lugar en el ránking de los principales proveedores de moda del mercado nacional.

 

El impulso perdido por China también ha ido en paralelo a un incremento de las importaciones procedentes de los mercados de proximidad, especialmente de algunos países de la cuenca mediterránea y de Europa del Este.

Turquía, el cuarto proveedor de España en produtos de moda, cerró los ocho primeros meses del año con unas ventas de 920 millones de euros, un 20,3% más que en el mismo periodo del ejercicio precedente.

 

Marruecos y Portugal, en el quinto y sexto lugar en el ránking de proveedores, respectivamente, registraron aumentos de sus pedidos procedentes de España del 13,4% y del 19,1%.

 

Los volúmenes de importación de productos de moda procedentes de Europa del Este son más moderados, pero en algunos casos los incrementos regustrados hasta agosto son muy importantes. Rumanía elevó sus exportaciones a España un 46,5%, hasta 70 millones de euros; República Checa, un 40,2%, hasta 69 millones, y Hungría, un 48,6%, hasta 38 millones de euros.