Utilizamos las cookies para ayudar a personalizar contenido, adaptar y medir los anuncios, y facilitar una experiencia más segura. Al hacer clic o navegar en el sitio, aceptas que recopilemos información dentro y fuera de modaes.es mediante las cookies. Consulta aquí más información, incluida la relativa a los controles disponibles: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

17 Oct 201700:49

Entorno

El textil estadounidense frena su relocalización por sus salarios bajos

Más allá de las grandes metrópolis, el empleo industrial de las zonas rurales del territorio estadounidense deriva hacia actividades de mayor valor añadido y, en consecuencia, sueldos más elevados, según el departamento de Agricultura del país.
29 Ago 2017 — 10:22
Modaes
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

 

Estados Unidos, frente a los retos de la relocalización. La producción textil en las zonas rurales del país es la que más ha retrocedido entre 2001 y 2015 y, en la actualidad, genera sólo una tercera parte del empleo que llegó a tener a principios de siglo. Uno de los detonantes de esta situación son los salarios, los más bajos del trabajo industrial.

 

Mientras otros sectores industriales, como la fabricación de mobiliario, la impresión, la industria papelera o de la madera, la del plástico o la curtiduría están regresando a plantillas de quince años atrás, la del textil y la confección continúa es descenso.

 

El departamento de Agricultura del Gobierno de los Estados Unidos asegura que este sector es el que ha experimentado una mayor caída y que, en la actualidad representa un 3% del empleo industrial en zonas rurales del país, frente al 9% que representaba en 2001.

 

Los salarios del textil y la confección en estas áreas del país están muy por debajo de los de otros sectores manufactureros, como el del petróleo, la industria química o la papelera, situándose entre los peor pagados. Este escenario dificulta encontrar trabajadores cualificados y retrasa la inversión en tecnología en el sector.

 

A su vez, la falta de mano de obra también frena el retorno de parte de la producción por el encarecimiento de los costes productivos en China. En 2015, la industria textil y de la confección situada en las zonas rurales de Estados Unidos, registró 565.000 puestos de trabajo.

Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...