Entorno

El FMI revisa al alza el crecimiento de España en 2022 y recorta previsiones para 2023

El organismo ha indicado que la subida de precios en España en 2022 fue de un 8,4% y que en 2023 y 2024 se suavizará hasta un 3,7% y un 2,7%, respectivamente, para seguir moderándose en 2025, cuando se cifrará en un 2,1%.

El FMI revisa al alza el crecimiento de España en 2022 y recorta previsiones para 2023
El FMI ha indicado que España recuperá la actividad económica previa a la pandemia en 2024.

Palco23

19 ene 2023 - 18:19

El Fondo Monetario Internacional (FMI) revisa al alza el crecimiento español. El organismo ha indicado que la economía española se elevó un 5,2% en 2022, seis décimas más de lo indicado en noviembre, a la vez que ha recortado en una décima la proyección para este año, hasta el 1,1%.

 

El FMI ha justificado la rebaja de la economía española en 2023 debido a los efectos de los precios de la energía y los alimentos, las condiciones financieras y la caída de la demanda exterior. Pese a ello, los directores ejecutivos del FMI elogiaron la resiliencia económica de España hasta el momento.

 

Según el organismo, España recuperará la actividad económica previa a la pandemia en 2024, año en que su Producto Interior Bruto (PIB) se alzará un 2,4%, para moderar su crecimiento en 2025 hasta el 2,2%.

 

En cuanto a la inflación, la entidad asume que la subida de precios en 2022 fue del 8,4%, pero que este año se moderará hasta el 3,7%, en 2024 seguirá suavizándose hasta el 2,7% y en 2025 restará en un 2,1%. Por otro lado, el organismo ha indicado que la deuda pública en 2023 representará el 112,1% del PIB, para reducirse los dos años siguientes hasta tres puntos porcentuales.

 

 

 

 

El FMI también anticipa que la tasa de paro, que sitúa en el 12,8% en 2022, la más elevada de la zona euro, se mantenga estable en 2023 para bajar hasta el 12,5% en 2024 y seguir reduciéndose hasta el 12,3% en 2025.

 

Pese a todo, la institución sostiene que las previsiones están sujetas a una gran incertidumbre y volatilidad, debido a la guerra en Ucrania, el debilitamiento de la demanda internacional, las condiciones financieras establecidas y los elevados precios de la energía. Para sobrevivir en este contexto incierto, el organismo ha avisado de la importancia de implementar “políticas macroeconómicas flexibles y cuidadosamente calibradas”.

 

Dos semanas atrás, la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva, aseguró que 2023 será un año aún más difícil que 2022, debido a que un tercio de la economía mundial entrará en recesión y más de la mitad de la Unión Europea sufrirá descensos en su PIB. Además, avisó que la peor parte se la llevarán los mercados emergentes y las economías en desarrollo y recordó que el FMI anticipa una desaceleración de la economía mundial de hasta el 2,7%.