Líder en información
económica del negocio
de la moda

Entorno

De la alimentación a la vivienda: ¿quién le roba dinero a la moda?

En Estados Unidos, el precio de la gasolina se incrementó un 48% en marzo, mientras que en Reino Unido y China el transporte subió un 13,6% y un 5,8%, respectivamente. En España, la tasa de inflación de la vivienda se situó en el 33,1% en el tercer mes del año.  

C. Juárez

14 abr 2022 - 05:00

De la alimentación a la vivienda: ¿quién le roba dinero a la moda?

 

 

 

La guerra por el bolsillo del consumidor se aviva. El estallido de la guerra en Ucrania ha echado más leña a la inflación y ha situado las subidas de precios en máximos históricos. Los consumidores tendrán que gastar más en alimentación, vivienda o transporte, dejando todavía menos dinero para gastos discrecionales como la moda.

 

El pasado martes, Adrian Mitchel, director financiero de Macy’s, alertó sobre esta situación: “habrá demanda y habrá gasto, pero ¿se dirigirá a nuestros productos, o en un billete de avión a Florida y comer fuera más a menudo?”.

 

De hecho, la compañía modificó su calendario de compras para la temporada. “No vamos a pedir demasiadas prendas ni maletas para la temporada de plata si no son los productos en los que más gastarán los clientes este verano”, declaró el ejecutivo.

 

 

ipc eeuu ok

 

 

En España, el Índice de Precios de Consumo (IPC) general se situó en marzo en el 9,8%, la mayor alza en 37 años, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). En el tercer mes del año, la vivienda, el transporte y la alimentación han sido las categorías que más han incrementado precios en el país.

 

En concreto, los precios de la vivienda, donde se incluye la electricidad, el agua, gas y otros combustibles se encarecieron un 33,1% en marzo, la mayor alza de toda la serie histórica y la duodécima tasa consecutiva de récord. La tasa de inflación del transporte en España, por su parte, se situó en el 18,6% en el tercer mes del año, mientras que los alimentos y bebidas no alcohólicas incrementaron un 6,8% sus precios.

 

En España, los precios de la moda, tradicionalmente deflacionista, también subieron en marzo, aunque moderaron el incremento del mes anterior. En el tercer mes del año, los precios del vestido y del calzado en el país subieron un 3%, frente al incremento del 3,6% de febrero y del 3,7% de enero.

 

 

 

 

En el resto de los mercados, la inflación ha dibujado un panorama similar en el tercer mes del año. En Estados Unidos, la categoría que más subió precios en marzo fue la energía, con un incremento del 48,3%, según datos del US of Labour Statistics. Dentro de esta categoría, los precios de la gasolina registraron una subida interanual del 48%, mientras que en el gasoil se catapultaron un 70%.

 

La alimentación, por su parte, también disparó sus precios en marzo, marcando una subida del 8,5% después de varios meses en ascenso. En el caso de la moda, los precios del sector volvieron a incrementarse, anotando un alza del 6,8%.

 

El transporte también fue la categoría que más subió precios en Reino Unido en marzo, con un incremento del 13,6%, la mayor subida de toda la serie histórica, según datos de la Office for National Statistics.

 

El IPC general en el país subió un 6,2%, aupado por el encarecimiento del coste de la vivienda (que también incluye electricidad y gas) y el transporte, que fueron las dos categorías que más contribuyeron a la inflación en el país en el tercer mes del año.  

 

 

 

 

El transporte, de hecho, ha pasado de contribuir en 0,20 puntos porcentuales a la subida del IPC de Reino Unido en mayo de 2020 a 1,47 puntos porcentuales en marzo, también la mayor de toda la serie. La moda, por su parte, subió un 9,7% sus precios en marzo en el país, mientras que la tasa de inflación de la alimentación subió un 5,9% en el tercer mes del año.

 

En el caso de China, el transporte también ha sido el segmento que ha marcado la mayor subida de precios en el tercer mes del año, aunque más moderada que en otros mercados, registrando un incremento interanual del 5,8%, según datos de la oficina estadística del país.

 

A diferencia de en otros mercados, en el gigante asiático la educación, el ocio y la cultura ha sido la segunda categoría más inflacionista, registrando una subida del 2,6% en marzo, mientras que la alimentación ha bajado precios, con una tasa negativa del 0,3%. En el país, el precio de la vivienda se incrementó sólo un 1,2% en marzo, mientras que la tasa de inflación de la moda se situó en el 0,6%.

 

 

Coches de segunda mano y restaurantes

Los coches de segunda mano y la hostelería también son dos de las categorías que más se encarecieron en casi todos los mercados en marzo. La oficina estadística de Reino Unido explica que los precios de los vehículos de segunda mano se han incrementado debido al crecimiento de la demanda ya que “desde el inicio de la pandemia la gente buscaba alternativas al transporte público”.

 

En Estados Unidos, los vehículos de segunda mano ha sido la tercera categoría que más ha incrementado precios en el tercer mes del año, con una subida del 35,3%, mientras que en España el precio de restaurantes y hoteles se incrementó un 4,4%.