Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Victoria’s Secret desploma su beneficio un 53% en el segundo trimestre y reduce previsiones

La empresa de moda íntima ha ganado 91 millones de dólares en el periodo y también ha reducido sus ventas hasta 1.521 millones de dólares, un 6% menos que en el segundo trimestre de 2021, a causa del impacto de la inflación.

Victoria’s Secret desploma su beneficio un 53% en el segundo trimestre y reduce previsiones
En el segundo trimestre del ejercicio, el grupo estadounidense dueño de Pink ha registrado unas ventas de 1.521 millones de dólares, una caída del 6% respecto al mismo periodo de 2021.

Modaes

25 ago 2022 - 12:00

La inflación hace tambalear hasta a los ángeles. La compañía estadounidense de moda íntima Victoria’s Secret ha desplomado su beneficio un 53,6% en el segundo trimestre del ejercicio (periodo terminado el 30 de julio), hasta 91 millones de dólares. La empresa también ha revisado a la baja sus previsiones para el año completo, alegando el impacto de la inflación.

 

En concreto, Victoria’s Secret prevé que sus ventas en el ejercicio 2022 se reduzcan entre un 5% y un 9% frente a la facturación de 6.785 millones de dólares que registró en 2021. Sólo en el tercer trimestre del año fiscal, la compañía estadounidense prevé una caída interanual de ingresos de alrededor del 9% respecto a los 1.441 millones de dólares que facturó en el periodo comparable de 2021.

 

Prevemos que nuestros consumidores sigan viéndose afectados por la inflación y otras presiones financieras durante el resto de 2022 y hemos ajustado nuestro inventario y estructura de costes para atravesar esta situación”, ha asegurado Martin Waters, consejero delegado de Victoria’s Secret.

 

 

 

 

En el segundo trimestre del ejercicio, el grupo estadounidense dueño de Pink ha registrado unas ventas de 1.521 millones de dólares, una caída del 6% respecto al mismo periodo de 2021. Esta cifra se encuentra por debajo de las estimaciones establecidas por Victoria’s Secret “a causa de un menor tráfico en nuestras tiendas en el trimestre”. En la red de puntos de venta de la compañía, las ventas se han reducido un 8% en el segundo trimestre.

 

El pasado julio, Victoria’s Secret modificó su estructura fusionando sus tres divisiones de negocio, las firmas Victoria’s Secret y Pink y su línea de cosmética, bajo una sola organización. El proceso supuso el despido del 5% de su plantilla en la sede, equivalente a 160 personas.

 

Amy Hauk, que dirige la marca Pink desde 2018, tomó también las riendas de la marca Victoria’s Secret, agregando ambos roles. El objetivo del grupo estadounidense es “permitir una mejor ejecución de nuestra estrategia y potenciar nuestros objetivos a largo plazo”, explicó entonces la compañía.

 

“En el último año, hemos redefinido la marca Victoria’s Secret y hemos reconstruido nuestra empresa para seguir creciendo, ahora es el momento de reconstruir también nuestra dirección para alinearnos con la demanda cambiante y ser más eficiente como empresa”, argumentó Waters.