Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Shana se alía con el grupo italiano Alcott para entrar en moda masculina y desembarcar en Italia

P. Riaño

4 jul 2013 - 05:00

 

 

 

La cadena de moda low cost Shana apuesta por las alianzas internacionales para crecer. La enseña, propiedad del empresario Julián Imaz, ha firmado un acuerdo con el grupo italiano de moda joven Alcott, con una red de 180 tiendas y una facturación de 120 millones de euros. A partir de ahora, Shana distribuirá las prendas masculinas de Alcott y la empresa italiana la colección femenina de la española. Con este proyecto, Shana entra en moda masculina y desembarca en el mercado italiano, donde todavía no tiene presencia.

 

Alcott está especializada en moda joven, principalmente masculina, con un posicionamiento similar al de Pull&Bear, propiedad de Inditex. Controlada por la familia Colella, Alcott cuenta con un total de 180 establecimientos en nueve mercados, el principal de ellos Italia. La facturación del grupo, que comenzó el desarrollo de su red de tiendas en 1990, se situó en 2012 en 120 millones de euros, con un crecimiento del 30% respecto a 2011.

 

El acuerdo entre Shana y Alcott dará sus primeros frutos en dos semanas, cuando comience la introducción en las tiendas de la temporada otoño-invierno, según han explicado a Modaes.es fuentes de la empresa. Comdifil, sociedad propietaria de Shana, se convertirá en distribuidor en exclusiva de la moda masculina de Alcott en España, mientras Alcott lo será de la ropa femenina de Shana en Italia.

 

Ambas compañías distribuirán las prendas en sus propias tiendas. Así, Shana utilizará para Alcott el espacio que hasta ahora reservaba a su segunda enseña Friday’s Project. Esta marca se transformará en una línea de la cadena principal y pasará a denominarse Shana Collection by Friday’s ProjectShana cuenta con una red de alrededor de 200 establecimientos, la mayor parte de ellos en España.

 

Inicialmente, el acuerdo entre ambas compañías se limitará a España e Italia, pero no descartan ampliarlo al resto del mundo si su evolución es positiva. Fruto de su alianza con ShanaAlcott abandonará la distribución mediante corners en El Corte Inglés, donde entró en 2009.

 

Con la entrada en moda masculina, Shana prevé elevar su crecimiento en veinte puntos porcentuales. La cadena, fundada en 2010, crece a un ritmo anual del 30% y en 2014 elevará este porcentaje al 50%, según las previsiones de la compañía. La empresa prevé cerrar 2013 con una cifra de negocio de 130 millones de euros, para alcanzar los 200 millones de euros en 2014.

 

Comdifil es propietaria de ShanaComdipunt (la sociedad del grupo dedicada a la gestión del aprovisionamiento) y Double Agentuna cadena de moda joven que acaba de comenzar su andadura. El desarrollo de la red de tiendas de Shana en España se realiza de la mano del grupo mexicano Sim (liderado por Federico Fernández), con el que creó una sociedad conjunta.