Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Roberto Cavalli abrirá en Madrid con una flagship en Ortega y Gasset

Álex Montera. Madrid

14 mar 2012 - 05:00

Ya es oficial la apertura en Madrid de una tienda flagship store (tienda insignia) de la firma italiana Roberto Cavalli. La enseña acaba de firmar el alquiler de un local de 500 metros cuadrados en la calle Ortega y Gasset, en pleno barrio de Salamanca, según han avanzado a Modaes.es fuentes inmobiliarias.

 

La primera tienda propia en Madrid de la compañía italiana, liderada por el diseñador del mismo nombre, se ubicará en el número 25 de Ortega y Gasset, entre las calles Lagasca y Velázquez, y muy cerca de un establecimiento de Armani. El local estaba ocupado hasta hace seis meses por el banco británico Barclays.

 

Las obras de adecuación del espacio  -distribuido en dos plantas, una a pie de calle y un sótano- empezarán en las próximos días y está previsto que se extiendan unos cuatro meses. Es decir, que la tienda de Cavalli en Madrid podría abrir sus puertas a medianos de julio.

 

El precio medio de los alquileres de esta zona del barrio de Salamanca se sitúa alrededor de los 140 euros por metro cuadrado, según datos de la consultora Ascana.

 

Roberto Cavalli llevaba meses negociando su desembarco en Madrid y había comenzado a constituir la estructura societaria en el país. La firma ya está presente en el mercado español, con establecimientos en Marbella y Valencia, además de en Barcelona a través de El Corte Inglés. La compañía no sólo comercializa su línea principal, si no también otras como Just Cavalli.

 

La empresa italiana es una de las pocas firmas de lujo que todavía permanece independiente, aunque durante los últimos años se han producido diversas negociaciones. En 2009, el diseñador trató de vender la compañía al fondo de inversión Clessidra, mientras ahora se le vincula con empresas rusas y de Oriente Medio.

 

Tras llevar a cabo una reestructuración societaria, Roberto Cavalli cerró 2010 con una cifra de negocio de 170 millones de euros. La compañía podría estar valorada en alrededor de 500 millones de euros.