Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Revuelo en la cúpula de Levi Strauss: sale su presidenta de marca global

Jennifer Sey, presidenta de Levi Strauss a escala global, ha abandonado su cargo tras ser advertida por la empresa de que su situación “era insostenible” tras expresar su opinión personal en relación a la pandemia y la política en distintos canales de difusión.

Modaes

17 feb 2022 - 09:25

Revuelo en la cúpula de Levi Strauss: sale su presidenta de marca global

 

 

Revuelo en la cúpula de Levi Strauss. La compañía estadounidense, especializada en denim, ha experimentado un vuelco en su cúpula con la salida de Jennifer Sey, presidenta de la marca a escala global, tras renunciar a su cargo por expresar su opinión personal en redes sociales en cuestiones relacionadas con el Covid-19 y la política, según ha expresado la expresidenta a través de una carta en la plataforma Substack.

 

En el último mes, la empresa estadounidense ofreció a la ejecutiva un paquete de indemnización valorado en un millón de dólares alegando que “era insostenible que la ejecutiva se quedara en la compañía”. Para poder aceptarlo, según explica la directiva, Sey debería firmar un acuerdo de confidencialidad, que finalmente rechazó.

 

Sey trabajó durante 23 años en la empresa y ocupaba el cargo de directora global desde 2020. Desde el inicio de la pandemia, la ejecutiva había expresado su opinión a través de artículos en redes sociales, apareciendo en programas de televisión locales y manifestando su desacuerdo por el cierre de los colegios durante las oleadas de contagios por el coronavirus.

 

 

 

 

En el comunicado, la ejecutiva ha alegado que tanto el jefe de comunicaciones corporativas de Levi’s, el departamento de recursos humanos y legal de la compañía, y Chip Bergh, consejero delegado de Levi Strauss, le advirtieron de que “ella era un reflejo de la empresa y debía pedir disculpas”.

 

En otoño del año pasado, según ha explicado Sey, en una cena con Bergh, le comunicaron que “estaba camino de convertirse en la próxima consejera delegada de la empresa y que bajo su liderazgo el precio de las acciones se había duplicado y los ingresos habían recuperado niveles prepandemia”. Aun así, lo único que se interponía en su camino era su discurso.

 

En 2021, la compañía estadounidense de denim finalizó su ejercicio con un crecimiento en sus ventas del 29%, hasta 5.764 millones de dólares. Con ese crecimiento, la empresa regresó a los niveles prepandemia. En el ejercicio, el beneficio de Levis Strauss se situó en 554 millones de dólares, frente a las pérdidas de 127 millones de dólares registradas en el ejercicio anterior. De cara a cierre de 2022, el grupo estima un crecimiento de entre el 11% y el 13% respecto a 2021.