Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Prénatal pierde a su director general en España en plena negociación de venta a Orchestra

I. P. Gestal

26 ene 2016 - 04:55

Cambios en la cúpula de Prénatal. El director general de la compañía en España y Portugal, Rafael Tena, ha salido del grupo después de siete años al frente de Prénatal en el mercado ibérico. La salida de Tena se produce justo cuando el negocio de la compañía en España podría estar a punto de cambiar de manos. Desde el pasado año, el grupo negocia la venta de la cadena en el mercado español a la compañía francesa Orchestra-Kazibao, especializada en moda infantil y puericultura aunque esta operación está actualmente en stand-by, según fuentes de Prénatal.

 

Rafael Tena estaba al frente del negocio de Prénatal en España y Portugal desde marzo de 2009. Antes de incorporarse a la compañía italiana, el directivo trabajó para Leroy Merlín España, como director de región centro y como responsable de gran superficie y estuvo al frente de la división de retail para España y Portugal. Prénatal todavía no ha designado a un sustituto.

 

Tal y como avanzó en noviembre Modaes.es, el grupo galo Orchestra, entre cuyos socios figuran los fondos Natixis y Turenne Capital, se encuentra analizando diversas operaciones para reforzar su presencia en España a través de adquisiciones.

 

 

 

 

De cerrarse la compra de Prénatal, no sería la primera operación de este tipo que realiza Orchestra para impulsar su negocio. En 2012, la compañía tomó el control de la cadena belga Prémaman, especializada en artículos de puericultura. Tras esa adquisición, Bélgica desbancó a España como el segundo mercado para la compañía.

 

Prenatal, propiedad del conglomerado Artsana, no pasa por su mejor momento en el mercado español. Su filial en el país, que gestiona también el negocio de la empresa en Portugal, se encuentra en números rojos desde 2008 y ha llevado a cabo varios procesos de reestructuración para intentar retomar la senda del crecimiento.

 

 

 

 

La filial ibérica de Prénatal cerró el ejercicio 2014 con pérdidas de 6,43 millones de euros, frente a las pérdidas de 6,52 millones de euros que registró en 2013, según las últimas cuentas depositadas en el Registro Mercantil. Las ventas de la compañía, por su parte, se situaron en 31,76 millones de euros en 2014, un 1,3% menos que en el ejercicio anterior.

 

Prénatal llegó a tener 115 establecimientos en el mercado español y a facturar, cada año, en torno a cien millones de euros. En 2008, coincidiendo con el inicio de la crisis económica y el descenso de la natalidad, las ventas de la filial comenzaron a caer, lo que llevó a la compañía a cerrar más de la mitad de sus puntos de venta y poner en marcha dos expedientes de regulación de empleo que supusieron el despido de 285 empleados en el país.

 

A cierre del ejercicio 2014, la red de tiendas de Prénatal en la Península Ibérica estaba formada por alrededor de 28 tiendas propias, 15 tiendas franquiciadas y cinco espacios en centros de El Corte Inglés.