Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

LVMH instalará en La Samaritaine un ‘duty free’ de marcas de lujo a pie de calle

Modaes

12 abr 2013 - 11:43

LVMH mezclará lujo y turismo en La Samaritaine. El grupo francés, propietario de los grandes almacenes, añade a la oferta comercial un espacio gestionado por DFS, empresa especializada en travel retail de la que es copropietario. El de La Samaritaine se convertirá en el primer punto de venta de DFS en Europa.

 

La compañía, que vende moda, accesorios y productos de cosmética de enseñas como Burberry y Chanel, ha construido su estrategia alrededor del turismo asiático, que actualmente es su principal cliente.

 

Hasta ahora, las tiendas de DFS han estado ubicadas en la zona de Asia-Pacífico, en localizaciones como Macao, Hong Kong y Singapur.

 

La introducción de un concepto de tienda como DFS es nuevo para LVMH, que siempre ha basado su estrategia en alquilar espacios para sus marcas de lujo en el mismo centro comercial o en la misma calle. En La Samaritaine, el grupo unirá dos conceptos comerciales opuestos que captarán a un mayor número de público.

 

El objetivo de LVMH, tras completar una renovación que está previsto que finalice en 2016, es convertir a La Samaritaine en un espacio en el que haya restaurantes, 26.000 metros cuadrados de tiendas, oficinas, apartamentos y un hotel Cheval Blanc (propiedad del grupo). La inversión prevista es de 450 millones de euros.

 

No obstante, la renovación podría retrasarse debido al recurso presentado por la Société de protection des paysages et de l’esthétique de la France (Sppef) y SOS Paris contra la autorización del Ayuntamiento de París que daba luz verde al conglomerado de lujo para iniciar las obras de remodelación de los emblemáticos grandes almacenes.