Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

Kering eleva ventas un 11% respecto a 2019 y dispara su beneficio en 2021

El conglomerado francés de lujo ha registrado unas ventas de 17.645,2 millones de euros en el periodo, lo que supone un alza del 35% respecto al año de la pandemia. La compañía superó niveles pre-Covid en todos sus canales salvo el multimarca. 

Modaes

17 feb 2022 - 10:00

Kering eleva ventas un 11% respecto a 2019 y dispara su beneficio en 2021

 

 

Kering dispara su negocio en 2021. El gigante francés de lujo, dueño de firmas como Gucci y Bottega Veneta, ha cerrado el año con un crecimiento interanual del 34,7%, hasta 17,645.2 millones de euros. Respecto a 2019, el grupo ha aumentado sus ventas un 11%.  

 

El beneficio de Kering en 2021 fue de 3.176 millones de euros, catapultándose un 47,7% respecto a 2020. Frente a niveles prepandemia, el grupo ha aumentado su resultado un tímido 1,4%.

 

Por canales de distribución, la compañía registró el mayor crecimiento a través de sus tiendas propias, donde aumentó sus ventas un 40% y superó niveles de 2019 en un 18%. Este canal aceleró especialmente en el cuarto trimestre del ejercicio, con un alza interanual del 39% y del 34% en relación a niveles pre-Covid.

 

A través de sus tiendas online, Kering incrementó sus ventas un 55% respecto al año de la pandemia. Según señala el conglomerado, “la penetración online del grupo se ha duplicado en dos años” y genera actualmente el 15% de sus ventas totales.


El canal multimarca fue el que peor evolución registró. Respecto a 2020, las ventas de Kering a través de este canal crecieron un 17%, sin embargo, cayeron un 3% en relación a niveles prepandemia.

 

 

 

 

Por firmas, Gucci se mantiene como la más importante para la compañía francesa por cifra de negocio. La marca italiana, que ha copado el 55% de la facturación del grupo, ha aumentado sus ventas un 34,3% en el año, hasta 9.731 millones de euros. Respecto a 2019, Gucci ha crecido un leve 1%.

 

Por canales de distribución, la tendencia del grupo se repite en su mayor firma: Gucci creció un 37% a través de sus tiendas propias, pero cayó un 10% en el canal multimarca respecto al año de la pandemia.

 

Yves Saint Laurent ha llevado la delantera en 2021, siendo la firma de Kering que más crecimiento ha registrado en el ejercicio, con un alza interanual del 44,5%, hasta 2.521 millones de euros. En relación a niveles prepandemia, la marca ha disparado sus ventas un 23%.

 

La firma francesa registró un crecimiento interanual del 55% a través de sus tiendas y aumentó su facturación un 23% a través del multimarca, superando incluso canales prepandemia en un 6% a través de este canal. Además, Kering ha señalado que Yves Saint Laurent “se ha disparado en el canal multimarca”.

 

El grupo francés ha apuntado que “a pesar de la crisis sanitaria y las restricciones que se mantienen por todo el mundo, el mercado del lujo está experimentando un notable rebote”. La compañía no ha detallado sobre sus previsiones de crecimiento, pero sí estima “continuar desarrollando su negocio a medio y largo plazo”.

 

En 2021, Kering ha reorganizado su cartera con la adquisición de una participación en la plataforma de segunda mano Vestiaire Collective, en la que invirtió 178 millones de euros y de la que controla el 5%, o la venta de su participación en Puma, de la que controlaba un 6%, ambas en mayo 

Kering dispara su negocio en 2021. El gigante francés de lujo, dueño de firmas como Gucci y Bottega Veneta, ha cerrado el año con un crecimiento interanual del 34,7%, hasta 17,645.2 millones de euros. Respecto a 2019, el grupo ha aumentado sus ventas un 11%.  

El beneficio de Kering en 2021 fue de 3.176 millones de euros, catapultándose un 47,7% respecto a 2020. Frente a niveles prepandemia, el grupo ha aumentado su resultado un tímido 1,4%.

Por canales de distribución, la compañía registró el mayor crecimiento a través de sus tiendas propias, donde aumentó sus ventas un 40% y superó niveles de 2019 en un 18%. Este canal aceleró especialmente en el cuarto trimestre del ejercicio, con un alza interanual del 39% y del 34% en relación a niveles pre-Covid.

A través de sus tiendas online, Kering incrementó sus ventas un 55% respecto al año de la pandemia. Según señala el conglomerado, “la penetración online del grupo se ha duplicado en dos años” y genera actualmente el 15% de sus ventas totales.

El canal multimarca fue el que peor evolución registró. Respecto a 2020, las ventas de Kering a través de este canal crecieron un 17%, sin embargo, cayeron un 3% en relación a niveles prepandemia.

 

Yves Saint Laurent aumentó sus ventas un 44% respecto a 2020 y creció un 23% respecto a niveles prepandemia

 

Por firmas, Gucci se mantiene como la más importante para la compañía suiza por cifra de negocio. La marca italiana, que ha copado el 55% de la facturación del grupo, ha aumentado sus ventas un 34,3% en el año, hasta 9.731 millones de euros. Respecto a 2019, Gucci ha crecido un leve 1%.

Por canales de distribución, la tendencia del grupo se repite en su mayor firma: Gucci creció un 37% a través de sus tiendas propias, pero cayó un 10% en el canal multimarca respecto al año de la pandemia.

Yves Saint Laurent ha llevado la delantera en 2021, siendo la firma de Kering que más crecimiento ha registrado en el ejercicio, con un alza interanual del 44,5%, hasta 2.521 millones de euros. En relación a niveles prepandemia, la marca ha disparado sus ventas un 23%.

La firma francesa registró un crecimiento interanual del 55% a través de sus tiendas y aumentó su facturación un 23% a través del multimarca, superando incluso canales prepandemia en un 6% a través de este canal. Además, Kering ha señalado que Yves Saint Laurent “se ha disparado en el canal multimarca”.

El grupo francés ha apuntado que “a pesar de la crisis sanitaria y las restricciones que se mantienen por todo el mundo, el mercado del lujo está experimentando un notable rebote”. La compañía no ha detallado sobre sus previsiones de crecimiento, pero sí estima “continuar desarrollando su negocio a medio y largo plazo”.

En 2021, Kering ha reorganizado su cartera con la adquisición de una participación en la plataforma de segunda mano Vestiaire Collective, en la que invirtió 178 millones de euros y de la que controla el 5%, o la venta de su participación en Puma, de la que controlaba un 6%, ambas en mayo