Utilizamos las cookies para ayudar a personalizar contenido, adaptar y medir los anuncios, y facilitar una experiencia más segura. Al hacer clic o navegar en el sitio, aceptas que recopilemos información dentro y fuera de modaes.es mediante las cookies. Consulta aquí más información, incluida la relativa a los controles disponibles: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

23 Jun 202104:11

Hugo Boss roba talento del ‘fast fashion’ y coloca al español Luis Gonzaga al frente de ‘sourcing’

Formado en Inditex y con trayectoria en compañías como Esprit y Guess, el ejecutivo deberá transformar el área de aprovisionamiento del grupo alemán.
30 Oct 2020 — 04:00
Pilar Riaño
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Hugo Boss roba talento del ‘fast fashion’ y coloca al español Luis Gonzaga al frente de ‘sourcing’

 

 

Hugo Boss refuerza uno de sus departamentos clave con talento español formado en el fast fashion. El gigante alemán de la moda masculina ha incorporado a Luis Gonzaga Martínez Riesgo, que inició su carrera profesional en Inditex, como director global de aprovisionamiento. El ejecutivo español se encargará de implementar la transformación de la estrategia de sourcing de la compañía.

 

Gonzaga cuenta con una larga trayectoria en el negocio de la moda, siempre en el área de aprovisionamiento. El directivo reportará directamente a Heiko Schaefer, máximo responsable de operaciones del grupo.

 

Hasta ahora, el ejecutivo ocupaba el cargo de vicepresidente de cadena de suministro de Guess en Europa, basado en Suiza. Anteriormente, el directivo trabajó en Esprit, compañía a la que se incorporó en 2013 de la mano de José Manuel Martínez Gutiérrez, exconsejero delegado, ahora al frente de Bimba y Lola.

 

El ejecutivo, que se introdujo en el área de aprovisionamiento a través de Carrefour, fichó por Esprit procedente de Inditex, donde trabajó durante nueve años. En el gigante gallego, Gonzaga pasó por varios departamentos de Zara y terminó siendo responsable de compras de Inditex en Asia.

 

 

 

Con sede central en Metzingen (Alemania), Hugo Boss cuenta con un centro de desarrollo en Coldrerio (Suiza) de las actividades de investigación y desarrollo de la compañía. Hugo Boss, que cerró 2019 con unas ventas de 2.884 millones de euros (un3,1% más), fabrica alrededor del 17% de toda su producción en sus factorías propias, mientras el 83% corresponde a fábricas de terceros.

 

La compañía cuenta con cuatro plantas propias, ubicadas en Izmir (Turquía), Metzingen, Radom (Polonia) y Morrovalle (Italia). En Izmir se ubica la mayor fábrica propia del grupo y en ella de produce prendas de vestir, como trajes, chaquetas, camisas y abrigos, así como moda femenina.

 

En Alemania, en cambio, Hugo Boss centraliza la producción de trajes a medida y de prendas elaboradas con tejidos especiales (como materias primas veganas), que se producen en el centro técnico de Metzingen. En Marruecos, la empresa produce el calzado de vestir.

 

En 2019, el 40% de la producción total del grupo se concentró en Asia, el mismo porcentaje que copó Europa del Este. Europa occidental, en cambio, representó el 13% del mix de aprovisionamiento de Hugo Boss, territorio seguido por el norte de África (6%) y América (1%).

 

 

 

En Europa del Este, Turquía representa el mayor hub de aprovisionamiento de la compañía, con un 23% del volumen total, mientras en el mercado asiático China es el polo más relevante del grupo, con un 20% de la producción total.

 

La empresa somete a sus proveedores a un exhaustivo control desde el punto de vista social y medioambiental. En 2019, Hugo Boss se aprovisionó en un total de 171 proveedores externos, que usaron 198 fábricas. En materias primas, el grupo recurrió a 309 compañías externas, que trabajaron con 325 fábricas.

 

La empresa está inmersa en un proceso para concentrar su aprovisionamiento de materias primas en cada vez menos manos para minimizar riesgos y conseguir alianzas a largo plazo con sus proveedores.

 

Por otro lado, Hugo Boss está centrado también en convertir en smart factory su planta de Izmir. Tal y como explica la empresa en la memoria del ejercicio 2019, ha introducido inteligencia artificial para identificar potenciales mejoras durante el proceso de producción y para identificar a tiempo defectos. La inteligencia artificial también se utiliza en el mantenimiento de la maquinaria para predecir defectos antes de que se produzcan.

Publicidad
Comentar
Compartir
i18n_1_doubleclick_bridge_bottom
...