Líder en información
económica del negocio
de la moda

Empresa

C&A lleva a concurso su filial en Serbia tras ser víctima de fraude

El grupo, uno de los mayores de su sector en Europa, cerrará sus catorce tiendas en el país, donde empleaba a alrededor de 135 trabajadores. El fraude aduanero organizado ha sido presuntamente ejecutado por un socio comercial de C&A.

C&A lleva a concurso su filial en Serbia tras ser víctima de fraude
El fraude, que incluye “importaciones que abusan del logotipo de C&A”, fue destapado por la empresa en octubre de 2021.

Modaes

12 jul 2022 - 11:01

C&A abandona Serbia. La empresa, uno de los mayores grupos de distribución de moda en Europa, ha llevado a concurso su filial en el país después de ser “objeto de un fraude aduanero organizado”, según ha explicado la compañía en un comunicado.

 

“Los perpetradores han realizado sistemáticamente más de trescientos actos fraudulentos en violación de las normas aduaneras serbias”, detalla C&A. El ataque fue liderado por uno de los socios comerciales y otros operadores que aún se desconocen y se inició en 2014. El cese de la actividad del grupo en Serbia supondrá el cierre de catorce tiendas y el despido de cerca de 135 personas.

 

El fraude, que incluye “importaciones que abusan del logotipo de C&A”, fue destapado por la empresa en octubre de 2021, cuando la Autoridad de Aduanas de Serbia identificó el ataque. Tras meses de investigación, las autoridades han decidido que C&A Serbia debe hacerse responsable de pagar los derechos de aduana por los bienes declarados.

 

 

 

 

“El equipo directivo de C&A Serbia ha llegado a la conclusión de que los riesgos que implica seguir impugnando la posición legal defendida por las autoridades serbias no pueden asumirse”, añade el grupo con sede en Dusseldorf (Alemania).

 

C&A cuenta con una red de más de 1.300 puntos de venta en 18 países europeos y emplea a más de 25.000 personas. El gigante de distribución de moda lleva varios años inmerso en una profunda reestructuración. En 2021, la empresa reorganizó la distribución de su negocio en Europa y eligió España para ubicar su nuevo clúster desde el cual se gestionarán todas sus operaciones en el mercado.

 

Como parte de esta reestructuración, C&A anunció que “habría despidos” en todo el continente. Sin embargo, España, donde la estructura corporativa del grupo es ya muy ligera, no sólo se librará del ajuste, sino que cobrará más peso dentro de la organización como base de uno de los tres clústers en los que pasará a estructurarse la compañía.

 

El 1 de abril, Suzanne McKenna se convirtió en la directora de sostenibilidad de C&A, tomando el relevo de Martijn van der Zee, que salió de la empresa en febrero. El grupo también acaba de crear el puesto de director de operaciones, en el que colocó a Jason Morgan. “La posición se ha creado para alinear de manera más efectiva las distintas responsabilidades del equipo directivo”, explicó Giny Boer, consejera delegada de C&A.