Utilizamos las cookies para ayudar a personalizar contenido, adaptar y medir los anuncios, y facilitar una experiencia más segura. Al hacer clic o navegar en el sitio, aceptas que recopilemos información dentro y fuera de modaes.es mediante las cookies. Consulta aquí más información, incluida la relativa a los controles disponibles: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

06 Dic 201923:58

¿Cuáles son los desafíos de la neo-relocalización de la moda?

¿Cuáles son los desafíos de la neo-relocalización de la moda?

 

 

La vuelta de “la producción a cercanía” ha ido generando una serie de desafíos en términos de estructura de la industria, productividad, modelo operativo, sostenibilidad y suministro.

 

La industria de la confección de prendas de vestir de los países cercanos a dos de los más importantes mercados internacionales como son USA y Europa, tales como Turquía o Europa del Este, tiene un perfil claramente diferente al de las potencias manufactureras asiáticas. Solo por dimensionarlo con un ejemplo vertido en el reporte que estamos analizando, el volumen actual de las importaciones de los cinco mayores mercados de producción en cercanía a los EE. UU ni siquiera representa la mitad de las importaciones de este mismo país procedentes de China.

 

El panorama de la fabricación de indumentaria en Europa Central y Oriental está fragmentado y sigue, en gran medida, el modelo del procesamiento externo de la comercialización. La calidad y la productividad laboral en algunos países de producción en cercanía son más volátiles. Además, los países cercanos tienen sus propios riesgos ambientales y de cumplimiento social, aunque gran parte de los organismos de control de la industria se centran actualmente en los grandes mercados asiáticos de producción.

 

 

 

 

Volver a crear una industria vertical en cercanía

Uno de los mayores desafíos actuales de la industria textil y de la moda en cercanía es la disponibilidad de materias primas, tejidos y accesorios. Sólo una cadena de suministro ubicada íntegramente en un mismo lugar puede ofrecer la máxima velocidad y flexibilidad en el aprovisionamiento de la moda; sin ello, los plazos de entrega más largos penalizan a la cadena de valor. En la actualidad esto no sucede; la mayor parte de la producción y consumo industrial de los principales tipos de fibras textiles se concentran regionalmente en Asia. China desempeña un papel fundamental como proveedor de hilos y tejidos, no solo para sí misma sino también para los orígenes vecinos de bajo costo.

 

La capacidad industrial actual en cercanía es limitada

En los países de producción en cercanía para los mercados de moda de EE. UU. y Europa, la capacidad de producción existente es limitada y la oferta local de hilados y telas varía enormemente. La bien desarrollada industria europea de tejidos e hilados está focalizada en los clientes de primera calidad y del lujo. La puesta en marcha de nuevas fábricas textiles lleva tiempo y requiere un alto grado de inversión y capital. Para atraer a los fabricantes a invertir en el desarrollo y aumento de la capacidad productiva se requiere que los líderes del mercado, otras marcas de la moda y los minoristas actúen como verdaderos socios y se comprometan con sus volúmenes de pedidos.

 

El debate sobre las cadenas de suministro regionales está ganando terreno a la luz de las innovaciones en materia de sostenibilidad y reciclado en circuito cerrado, como es el caso de re:newcell. Cuatro de cada cinco encuestados por McKinsey creen que el reciclaje en circuito cerrado aumentará en el futuro.

 

 

 

 

La piedra basal de la neo-relocalización son las sociedades estratégicas entre las marcas de la moda y sus proveedores.

 

En general, el 63% de los encuestados por la consultora internacional cree que es probable que la producción de tejidos se desplace hacia las zonas cercanas para apoyar las cadenas de suministro regionales hacia el año 2025. En cuanto a la posibilidad de inversión propia de las marcas de ropa y de los minoristas en fábricas de tejidos o de prendas de vestir, los encuestados están divididos: el 49% tiene una inclinación positiva y el 48% es escéptico. Mientras tanto, las empresas de moda tendrán que conformarse con aumentar la velocidad y la flexibilidad en la fase de producción y acabado de las prendas ampliando las bibliotecas de tejidos e integrándolos en su software de diseño virtual para al menos una parte de su surtido e importando telas crudas e hilados genéricos de Asia.

 

¿Qué es el aprovisionamiento inteligente o smart sourcing?

Para tomar las decisiones correctas de abastecimiento hoy en día, es crucial centrarse en la rentabilidad total del producto en lugar de sólo en el precio del costo en destino. El antiguo modelo de aprovisionamiento centrado únicamente en el precio de costo unitario ya no es viable.

 

 

 

 

Aun así, el enfoque de ciclo rápido o los modelos de doble aprovisionamiento con reposición rápida sólo son adecuados para partes seleccionadas del surtido, por lo que se necesita un enfoque de aprovisionamiento mixto. Los departamentos de abastecimiento exitosos buscarán una perspectiva más completa de la rentabilidad del producto. Esa es la forma de apoyar, gestionar y desarrollar el cambio desde un modelo de oferta a uno liderado por la demanda. De más está decir, que hacia el modelo de demanda se dirigen todas las marcas exitosas del mercado masivo y líderes del retail.

 

Las empresas de la industria de la moda están comenzando a desarrollar las capacidades, a implementar los análisis y las herramientas necesarias para apoyar este enfoque de aprovisionamiento inteligente. Algunos ejecutivos de la industria de la indumentaria llegan incluso a desterrar la terminología de aprovisionamiento y en su lugar hablan de departamentos de la cadena de suministro y de toma de decisiones.

 

Neorelocaclización es automatización

La producción en cercanía – y la producción local- tendrá aún más sentido económico a medida que se desarrolle la tecnología, ya que la automatización aumentará la productividad de la mano de obra, compensando así los mayores costos laborales de la producción cercana y local.

 

Desde la perspectiva de las marcas de ropa del mercado masivo y de los compradores minoristas, la toma de decisiones sobre la producción en cercanía y local de ciertos productos no se centrará únicamente en la importancia comercial del corto plazo de entrega y en las mejoras de costos que se han discutido anteriormente. Tendrán que considerar la promesa de la automatización (lo analizaremos en detalle en el siguiente artículo) como un factor de viabilidad de la producción local y en cercanía. Esto también significa que acercar la producción a los consumidores requerirá que los gobiernos locales y las industrias de la indumentaria desarrollen las habilidades y capacidades necesarias para la manufactura avanzada con la fuerza laboral propia de estos países.

 

Sin embargo, las marcas de la moda para el mercado masivo y los minoristas no deben esperar para comenzar a que se produzcan más avances en la tecnología de la automatización. Deberían aprovechar la situación y lanzarse a explorar la perspectiva de la producción en cercanía ya mismo, al tiempo que se familiarizan con las nuevas regiones potenciales del aprovisionamiento.

 

¡Hasta el próximo artículo! 

i18n_1_doubleclick_bridge_bottom
...