Líder en información
económica del negocio
de la moda

Back Stage

Savile Row, en pie de guerra contra Abercrombie & Fitch

Modaes

6 mar 2012 - 13:12

Los comerciantes de Savile Row están empeñados en salvaguardar una de las calles más comerciales de la capital británica. El grupo estadounidense Abercrombie & Fitch ha sido el encargado de alborotar el barrio de los sastres ingleses con sus planes de expansión dentro del país. Los comerciantes se niegan a que la compañía estadounidense abra un punto de venta de moda infantil en Savile Road.

 

Abercrombie & Fitch se encuentra en negociaciones para continuar abriendo tiendas en Savile Row. En esta ocasión, la enseña ha escogido como próximo objetivo el mítico edificio de Apple Records, discográfica fundada por el grupo musical The Beattles en 1968. Los comerciantes creen que introducir otra enseña de Abercrombie & Fitch, en este caso Abercrombie Kids, en Savile Row sería un error.

 

Los sastres, además, también se quejan de que, desde que Abercrombie & Fitch entró en Savile Row con su enseña principal, la seguridad y el ambiente de la calle han cambiado radicalmente, según el Daily Mail.

 

Savile Row, calle paralela a Regent Street, fue construida entre 1731 y 1735. Henry Poole está considerado como el fundador de Savile Road, cuya asociación está integrada también po Anderson and Sheppard, Chittleborough & Morgan, Dege & Skinner, Gieves & Hawkes, H. Huntsman & Sons, Hardy Amies, Meyer & Mortimer, Norton and Sons y, por último, Richard James, la empresa más joven de todas, fundada en 1992.

 

The Savile Row Bespoke Association fue fundada en 2004 con el objetivo de proteger y desarrollar la sastrería hecha de paño.

 

La compañía estadounidense cerró el ejercicio 2011 con un beneficio neto de 127,6 millones de dólares (96,9 millones de euros), lo que representó un descenso del 15,05% respecto a 2010, cuando Abercrombie & Fitch ganó 150,2 millones de dólares (114,1 millones de euros).

 

En la actualidad, el grupo cuenta con una red de 1.045 puntos de venta, de los cuales 946 están ubicados en Estados Unidos y 99 en el resto del mundo. La compañía cuenta con tan sólo un establecimiento de Abercrombie & Fitch en España, ubicado en Madrid.