Utilizamos las cookies para ayudar a personalizar contenido, adaptar y medir los anuncios, y facilitar una experiencia más segura. Al hacer clic o navegar en el sitio, aceptas que recopilemos información dentro y fuera de modaes.es mediante las cookies. Consulta aquí más información, incluida la relativa a los controles disponibles: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

29 Nov 202100:22

Marcas y proveedores firman la paz tras la pandemia: mejores prácticas y más planificación en 2021

Cerca del 70% de los proveedores afirmó que sus clientes se prestaron más a menudo a intervenir en conflictos en la cadena de valor, y el número de compañías que cumplieron con los plazos establecidos se incrementó en 4 enteros en 2021. 
18 Nov 2021 — 03:33
Isabel Carmona
Compartir
Me interesa

Marcas y proveedores firman la paz tras la pandemia: mejores prácticas y más planificación en 2021

 

 

Las aguas de la industria se amansan y la moda vuelve a su curso. Además de la ruptura del sourcing que ha llegado con la reactivación del consumo tras la pandemia, el golpe del Covid-19 deja tras de sí un nuevo escenario de mejora de las relaciones entre marcas y proveedores, conclusiones que se extraen del último informe Better Buying Index Report 2021.

 

Esta mejoría se produce después de dos grandes shocks en la gestión entre marcas y fabricantes. El primero se dio en 2020, con la llegada del Covid-19 a Occidente, cuando la demanda se congeló y las compañías de moda recurrieron a la cancelación en masa de pedidos, deteriorando su relación con los proveedores ante el miedo del sobreabastecimiento.

 

El segundo episodio ocurrió una vez las restricciones sanitarias se relajaron y el consumo comenzó a reactivarse. Fueron entonces los proveedores los que fallaron y la red de abastecimiento a escala global se congestionó, con fletes y contenedores en máximos y puertos atascados, además de cierres masivos de fábricas en hubs de producción como Vietnam o Bangladesh, donde la escalada de contagios tocó máximos el verano pasado.

 

Ante este panorama, las marcas se decantan por estrechar lazos con los proveedores y apostar por una cartera más reducida, además de más transparente y controlada. Según el informe Better Buying Index Report, el número de fabricantes encuestados que opinaron que sus clientes tomaban responsabilidad en gestionar su relación profesional se incrementó un 11% respecto a 2020.

 

De esta cifra, el 67,9% de ellos afirmaron que las marcas se prestaron más a menudo a intervenir en conflictos entre los proveedores y otros operadores de la cadena y el 58,7% señaló que los clientes cumplieron con los plazos establecidos, frente al 53% de 2020. El dato es especialmente notable en el contexto de la crisis de aprovisionamiento, apunta el informe Better Buying Index Report.

 

 

 

 

Pese a todo, la relación entre marcas y proveedores se encuentra lejos de una situación ideal: el 50% de los fabricantes declara que su cliente no les ingresa lo suficiente con antelación para cubrir los costes del pedido, en gran parte debido al incremento de precios en las materias primas.

 

El 35,6% de los proveedores considera que una previsión temprana de compra es el factor más importante en el entorno post-Covid, con la intención de contar con un mayor margen de maniobra y anticiparse a posibles retrasos. Respecto a 2020, un 4% más en el número de proveedores encuestados recibieron estimaciones tempranas de parte de las marcas. La precisión de las estimaciones de los clientes también se incrementó, hasta el 62,4%, en 2,5 puntos porcentuales respecto a 2020.

 

Los encuestados para el informe de Better Buying también declararon que la uniformidad de pedidos a lo largo del año es un factor muy importante para cuidar la relación entre fabricantes y marcas, potenciando “la calidad y la eficacia de la producción”, en palabras de uno de los proveedores.

 

En 2020, los patrones de compra de las compañías de moda se desestabilizaron significativamente a causa de los cierres y suspensiones en el retail con el golpe de la pandemia, una variable que más de la mitad de las compañías encuestadas para el informe logró mejorar este año. El porcentaje de alivio es, sin embargo, muy leve, sólo del 8,2%.

 

El informe Better Buying Index Report se realiza analizando las costumbres entre compañías de moda y proveedores textiles a escala internacional teniendo en cuenta siete factores: estimaciones y planificación previa, diseño y desarrollo, costes y negociación, pedidos, pagos y términos establecidos, gestión del proceso de compra y sostenibilidad en la relación.

 

Los datos recogidos para el último informe datan del segundo trimestre de 2021 y tienen en cuenta la opinión de 21 compañías de moda y distribución, entre ellas Adidas, Amazon, Mango, C&A, Nike y Under Armour. A partir de la lista de proveedores distribuida por las empresas, Better Buying contactó con ellos y recogió sus declaraciones de manera anónima. 

Publicidad
Comentar
Compartir
i18n_1_doubleclick_bridge_bottom
...