Líder en información
económica del negocio
de la moda

Back Stage

La moda italiana mira al parqué

Modaes

10 dic 2012 - 13:30

La moda italiana no teme a la bolsa, a pesar de que se trata de un sector dominado por compañías familiares de larga trayectoria. Son muchas las empresas italianas de moda y lujo que han salido a bolsa en el último año. Prada y Brunello Cucinelli son dos ejemplos. Pero, ¿quiénes son las candidatas más firmes a saltar al parqué? ¿Cuáles son las empresas italianas de moda mejor posicionada para empezar a cotizar?

 

Del medio centenar de compañías del ránking, realizado por séptimo año consecutivo por Pambianco, muchas han expresado su deseo de, tarde o temprano, salir a bolsa. Otras, por el contrario, han manifestado su intención de permanecer como están.

 

En el primer lugar de la lista aparece Dolce & Gabbana. La enseña, que actualmente se encuentra en medio de una batalla legal por una acusación de evasión de impuestos contra sus dos fundadores, es la mejor posicionada para una posible salida a bolsa. A la empresa le sigue Giorgio Armani, que ocupa el segundo lugar y no el primero debido a la edad de su fundador. Estas dos compañías no han variado su posición en relación a la lista de 2011.

 

El tercer puesto lo ocupa el grupo Zegna, que escala dos posiciones en relación a su clasificación en el ránking de 2011. Aunque ocupan los tres primeros puestos, tanto Zegna, como Armani y Dolce & Gabbana han reiterado su intención de que sus empresas continúen siendo privadas.

 

El resto de compañías que completan los diez primeros puestos de la lista son CalzedoniaLight Force (Twin-Set), Kiko Make UpMax MaraOnly the brave (Diesel), Loro Piana y Gruppo Moncler.

 

El objetivo del estudio de Pambianco es dar a conocer las cincuenta empresas italianas de moda y lujo que cuentan con los requisitos técnicos y objetivos para salir a bolsa en un periodo de entre tres y cinco años, independientemente de si la compañía tiene intención o no de hacerlo.

 

En el ránking de este año también aparecen empresas italianas como Liu Jo (que ocupa el puesto 13), Roberto Cavalli (que se coloca en el 15) o el grupo Pianoforte (12), propietario de Yamamay y Carpisa. Este último ya ha confirmado que en un periodo de tres años tiene previsto saltar al parqué.

 

El documento ordena a las compañías basándose en criterios como que tengan una facturación superior a 50 millones de euros, que en los últimos tres años hayan crecido más de un 10%, la red de puntos de venta de la empresa, su deuda o la edad de su fundador o consejero delegado actual.