Líder en información
económica del negocio
de la moda

Back Stage

El plan ‘verde’ de Ursula von der Leyen: veinte nuevos empleos por cada mil toneladas de textil reciclado

El plan forma parte de un paquete de recuperación que se presentará mañana y que incluye medidas para descarbonizar el sector energético, impulsar la movilidad limpia y avanzar en economía circular.

I. P. G.

26 may 2020 - 04:57

El plan ‘verde’ de Ursula Von der Leyen: veinte nuevos empleos por cada mil kilos de textil reciclado

 

 

La circularidad como motor de la recuperación del textil post-Covid19. Esta es la tesis que defiende la Comisión Europea en su Plan Verde para la Recuperación del continente, según un borrador adelantado por el medio Euractiv. El documento dedica un capítulo completo a la economía circular y defiende que, por cada mil toneladas de textil reciclado podrían crearse veinte nuevos empleos.

 

El plan, alineado con los objetivos del Green Deal, se presentará oficialmente mañana y forma parte del paquete de medidas que Ursula von der Leyen anunciará mañana para responder a la recesión a la que se enfrenta la economía europea por el coronavirus.

 

“Necesitamos una economía más resiliente, mejor equipada para la digitalización y, sobre todo, más verde”, aseguró Virginijus Sinkevicius, comisario de la Unión Europea para el medio ambiente.

 

 

 

 

El borrador incluye medidas para descarbonizar el sector energético, renovar el parque de inmuebles, impulsar la movilidad limpia y avanzar en economía circular, uno de los grandes desafíos de la sostenibilidad en la industria de la moda.

 

La Comisión sostiene que la circularidad es clave para la recuperación, ofreciendo “notables oportunidades económicas y de empleo”. En los últimos quince años, la ocupación en gestión de residuos se ha disparado un 35%, hasta 1,15 millones de puestos de trabajo.

 

En el sector textil, sostiene el borrador, podrían crearse veinte nuevos puestos de trabajo por cada mil toneladas de textil reciclado, sumando 120.000 nuevos empleos en el sector en los próximos quince años.

 

 

 

 

La crisis del coronavirus ha amplificado el mensaje del Green Deal Europeo sobre la importancia de invertir en sectores económicos e infraestructura con un impacto positivo directo en la salud humana y en el medioambiente”, explica el borrador de la Comisión.

“Esto significa que los fundamentos de la economía circular se han desestabilizado”, sentencia la Comisión. Además, el abaratamiento de materias vírgenes como los polímeros, debido a la caída de los precios del petróleo, también ha impactado duramente en el sector del reciclaje de plásticos.

 

“Para crear empleos sostenibles como parte de la recuperación económica de la Unión Europea y garantizar la viabilidad de uno de los pilares del Green Deal, la transición hacia una economía circular, es crucial dirigir inversiones al sector de la gestión de residuos”, sostiene.

 

Actualmente, los materiales reciclados representan sólo el 12% del consumo total en la Unión Europea, y en plásticos apenas llega al 6%. “Como resultado de la crisis y sin las inversiones necesarias, esta tasa podría incluso decrecer”, alerta el documento.

 

 

 

 

Para capitalizar el potencial de la economía circular, sería necesario invertir al menos 17.000 millones de euros más entre 2021 y 2027, dice la Comisión. Sólo la inversión en el reciclaje de el reciclaje de desechos de las industrias textiles, del mobiliario, comercial e industrial podría ascender a entre 9.000 millones y 10.000 millones de euros a escala europea.

 

La circularidad es uno de los grandes desafíos de la sostenibilidad en la industria de la moda. Compañías como Worn Again están especializadas en la recuperación de fibras para transformarlas en nuevas materias primas, y ya ha trabajado con grupos como Puma o H&M.

 

El grupo sueco y otros gigantes de la moda, como Inditex, también han impulsado ambiciosos estudios en materia de circularidad, aunque el gran reto continúa siendo la separación de tejidos mezclados y, sobre todo, ganar escala para poder ajustar precios.