Empresa

Ganni crea el puesto de directora de marca para recuperar el crecimiento

La compañía danesa de moda ha fichado a Priya Matadeeen para liderar las áreas de visual merchandising, márketing, diseño, comunicación y relaciones públicas. La ejecutiva se incorpora a la empresa desde Dazed Media.

Ganni crea el puesto de directora de marca para recuperar el crecimiento
Matadeen cuenta con una amplia experiencia en el sector de la moda y su trayectoria se ha centrado en medios de comunicación y agencias de publicidad.

Modaes

9 dic 2022 - 13:50

Ganni quiere un cambio. La compañía danesa, propiedad del fondo L Catterton, ha creado el puesto de directora de marca y ha puesto al frente a Priya Matadeen, ex de Dazed Media, donde fue directora general desde 2018. El nombramiento será efectivo el 4 de enero.

 

Matadeen cuenta con una amplia experiencia en el sector de la moda y su trayectoria se ha centrado en medios de comunicación y agencias de publicidad como Vogue, Vice o Virtue, trabajando en contacto con firmas como Gucci, Versace, Nike o Chanel.

 

Con más de 18 años de experiencia en moda, la colaboración de los equipos globales con Priya Matadeen será clave para el resurgimiento de Ganni, según afirma la empresa. La directiva trabajará junto a la directora creativa de la compañía, Ditte Reffstrup, para impulsar la expansión internacional de la firma.

 

 

 

 

El empresario danés Frans Truelsen puso en marcha Ganni hace veintidós años. En 2009, la empresa pasó a manos de Nicolaj Reffstrup, su actual consejero delegado, y su esposa Ditte Reffstrup, directora creativa de la firma.

 

Según los últimos datos disponibles, la empresa registró una facturación de cuarenta millones de euros en 2017. La empresa danesa, que opera a través de más de 400 puntos de venta multimarca, cuenta con una red de retail formada por una veintena de establecimientos, repartidos entre Suecia, Dinamarca y Noruega.

 

En 2017, el fondo de inversión L Catterton, detrás del grupo LVMH, se hizo con el 51% del capital de Ganni. Hace unos meses, el fondo emprendió la búsqueda de un comprador para la firma de moda danesa por entre 500 millones de dólares y 700 millones de dólares.